Subastan en EU cartas de Hernán Cortés robadas del Archivo General

Subastan en EU cartas de Hernán Cortés robadas del Archivo General

México intenta recuperar manuscritos relacionados con Hernán Cortés, quien es conocido popularmente como el general a cargo de las fuerzas de la corona española y quien logró vencer a los mexicas en Tenochtitlan para instaurar la Nueva España en el territorio hoy conocido como México. Dichos documentos habrían sido robados del Archivo General de la Nación y subastados.

El pasado mes de septiembre de 2020, la casa de subastas Swann Galleries puso en subasta una carta de 5 siglos de antigüedad donde se involucraba a Hernán Cortés, dicha acción fue suspendida debido a que se acusó de que se trataba de un objeto robado de México. Se trataba de una carta del siglo XVI dirigida a Hernán Cortés por algunos aliados.

Se esperaba que los documentos alcanzaran la suma de entre 20 y 30 mil dólares, sin embargo, un grupo de académicos de México y España rastreó la procedencia del documento hasta el Archivo General de la Nación (AGN).

De modo que se destaparon que éste y nueve archivos más vinculados a Hernán Cortés fueron ofrecidos entre 2017 y 2020 por importantes casas de subastas, como Bonhams y Christie’s.

Dichos documentos pertenecen y hacen falta en el Archivo General de la Nación, según dijeron funcionarios de dicha institución a Reuters. Ellos señalan que los documentos fueron extraídos del lugar con mucho cuidado.

“Estamos muy preocupados, no solamente por este robo sino por todo el robo y saqueo que existe de patrimonio nacional”, dijo María Isabel Grañén, destacada estudiosa de los libros coloniales españoles del siglo XVI e investigadora del caso.

Y es que los nombres de los compradores permanecen confidenciales en esta industria. De entre las subastadoras relacionadas con el tema, Swann Galleries negó haber actuado mal; Christie’s respondió que examina cuidadosamente la procedencia de los artículos que pone a subasta; Bonhams no quiso hacer comentarios; y Nate D. Sanders no contestó la solicitud de testimonio de Reuters.

Piden repatriar los documentos robados a México

El reporteo de la agencia también revela que la Secretaría de Relaciones Exteriores solicitó la ayuda al Departamento de Justicia de Estados Unidos (DOJ, por sus siglas en inglés) para repatriar los 10 manuscritos faltantes, según afirmó Alejandro Celorio, consultor jurídico de la dependencia.

“Ya estamos en coordinación con el fiscal federal en el distrito de Nueva York”, dijo Celorio.

Una fuente más en la Secretaría revela que el Departamento de Seguridad Nacional y el Departamento de Estado de Estados Unidos, así como una de las oficinas del fiscal federal en el estado de Nueva York, estaban trabajando para recuperar los documentos.

Robert Wittman, ex agente especial que fundó el Equipo de Delitos de Arte en la Oficina Federal de Investigaciones (FBI), dijo que los investigadores estadounidenses probablemente citarán a las casas de subastas para identificar a los vendedores y las personas que transportaron los documentos, de modo que puedan seguir la cadena hasta los ladrones en el Archivo General de la Nación.

“Mover a sabiendas material robado a través de una casa de subastas es lo más tonto que puede hacer una persona”, dijo Alexandra Nelson, directora de marketing de Swann Galleries. Asegura que cooperan plenamente con las fuerzas del orden.

Los documentos no estaban clasificados en el Archivo General de la Nación

Una de las grandes situaciones, en cuanto al Archivo se refiere, es que no están catalogados todos los documentos que se tienen. De modo que los documentos fueron identificados gracias a fotos de María del Carmen Martínez, especialista en Cortés de la Universidad de Valladolid, en España y un microfilme con imágenes grabadas en el AGN en 1993 por la Sociedad Genealógica de Utah.

“No descartamos ninguna hipótesis” sobre cómo se robaron los papeles de Cortés, confesó a Reuters Marco Palafox, director jurídico del AGN. “No descartamos que el responsable de los robos de estos documentos sea un directivo, un trabajador o un usuario”.

El AGN alberga cientos de miles de documentos, pero solo alrededor del 40% ya fueron catalogados, dijo, Palafox. “En el otro 60% no sabemos qué hay”, asegura.

 

Esta nota originalmente se publicó en Milenio

 

Share This
error: Este contenido está protegido!!