Filipinas rompe con EU y se une a China

Filipinas rompe con EU y se une a China

El presidente filipino, Rodrigo Duterte, anunció su separación de Estados Unidos y declaró que ese país había “perdido” y que se realinearía con China, ya que ambos acordaron resolver su disputa en el Mar de la China Meridional a través del diálogo.

Duterte hizo los comentarios en China, donde está de visita con al menos 200 empresarios para allanar el camino de lo que llama una nueva alianza comercial, mientras se deterioran las relaciones con Estados Unidos, un viejo aliado.

El secretario de Comercio filipino, Ramón López, dijo que se firmarían acuerdos por 13,500 millones de dólares.

Los esfuerzos de Duterte por involucrar a China, meses después de que un tribunal en La Haya falló en favor de Filipinas en un dictamen, marca un cambio en la política exterior del ex alcalde de 71 años, quien asumió el cargo el 30 de junio.

“Ahora Estados Unidos ha perdido”, dijo Duterte a empresarios chinos y filipinos en un foro en el Gran Salón del Pueblo, al que asistió el vice primer ministro chino Zhang Gaoli.

“Me he realineado en su corriente ideológica y probablemente también acudiré a Rusia para conversar con (el presidente Vladimir) Putin y le diré que somos tres contra el mundo: China, Filipinas y Rusia. Es la única manera”, agregó.

“Con eso, en esta reunión (…) anuncio mi separación de Estados Unidos”, dijo Duterte, generando aplausos. “Me he separado de ellos. Así que dependeré de ustedes para siempre. Pero no se preocupen. También los ayudaremos tal como ustedes nos ayudan a nosotros”, agregó.

Estados Unidos sin notificación

En una declaración enviada a la agencia Efe, una fuente de la Casa Blanca explicó, bajo anonimato, que el gobierno estadunidense todavía no ha recibido ninguna solicitud “a través de los canales oficiales” para cambiar la asistencia o cooperación con Filipinas.

El secretario de finanzas filipino, Carlos Domínguez, rebajó el tono de Duterte en un comunicado divulgado posteriormente en el que, si bien afirmó que Manila “dará un firme giro hacia la integración económica regional” con la Asociación de Naciones del Sureste Asiático (ASEAN), también “mantendrá relaciones con Occidente”.

Emily Horne, una portavoz del Consejo de Seguridad Nacional de la Casa Blanca, comentó en otra declaración enviada a Efe que la alianza entre Estados Unidos y Filipinas se basa en una historia de 70 años, “ricos lazos entre los dos pueblos” y “una larga lista de intereses de seguridad compartidos”.

“Seguimos siendo también uno de los socios económicos más fuertes de Filipinas. La actual inversión extranjera directa de Estados Unidos está por encima de 4,700 millones de dólares”, destacó la portavoz.

Con información de Milenio.

Share This
error: Este contenido está protegido!!