Trabajadores de los hospitales de la Niñez Oaxaqueña, Sola de Vega, San Pablo Huixtepec y Aurelio Valdivieso, respaldados por la Sección 35 del Sindicato Nacional de Trabajadores de la Secretaría de Salud (SNTSSA), marcharon para demandar la restitución de 2 mil 200 empleados despedidos.

Aseguraron que el problema es mayor porque el número de trabajadores despedidos llegará a 5 mil 100, lo que incrementará los problemas para el sector salud, de estos unos tres mil son personal sindicalizado que no tiene ahora techo presupuestal.

Indicaron que los despedidos provocarán serios problemas en la atención de los pacientes, ya que fueron dados de baja médicos generales, especialistas, químicos, además de camilleros y personal administrativo, especialistas oncológicos, así como a personal de las áreas Covid de los hospitales de la entidad.

Lamentaron que se hayan generado ese tipo de situaciones cuando cumplieron con sus labores, incluso poniendo en riesgo su vida con la pandemia del Covid-19.

 

………………………………………………………………………………………………………

 

 

Compartir