La Ciudad de México retrocederá al semáforo naranja por coronavirus a partir del 16 de julio y hasta el 1 de agosto, informó Eduardo Clark García Dobarganes, titular de la Agencia Digital de Innovación Pública, por lo que los ciudadanos deberán seguir con las medidas sanitarias como uso de cubrebocas y gel antibacterial para evitar más contagios de covid-19.

Además, las autoridades capitalinas anunciaron que a partir de la próxima semana iniciará la vacunación para las personas de 18 a 29 años en algunas alcaldías, aunque mañana se darán a conocer los detalles completos.

Asimismo, se han reportado una ocupación hospitalaria al 63 por ciento; y resaltaron que los contagios se concentran en personas de 18 a 39 años. Hasta hoy habían tres mil 382 personas hospitalizadas por covid-19 en la Zona Metropolitana del Valle de México, lo que significa un aumento de 844 casos.

La jefa de Gobierno, Claudia Sheinbaum, sostuvo que no se verán modificadas las actividades económicas, y que las no esenciales tampoco cerrarán.

“No hay ajustes (en las actividades), hay una parte muy importante en la ultima semana se estabilizó la positividad, eso habla del impacto de la vacuna, y como curre en todos los lugares del mundo lo mejor es seguir vacunando, y en particular a los jóvenes que nos ayudemos para evitar un mayor numero de contagios”, apuntó.

¿Qué es el semáforo naranja?

El color naranja en el semáforo epidemiológico permite, además de las actividades económicas esenciales, que las empresas de las actividades económicas no esenciales trabajen con el 30 por ciento del personal para su funcionamiento.

Bajo este tipo de medidas se deberán tomar en cuenta, en todo momento, las medidas de cuidado máximo para las personas con mayor riesgo de presentar un cuadro grave de covid-19, y se abrirán los espacios públicos abiertos con un aforo reducido.

Esta nota originalmente se publicó en Milenio

 

Compartir