El Ministerio de Relaciones Exteriores de Argentina volvió a expresar este jueves su «enérgico rechazo» a la serie de ejercicios militares que el Reino Unido realiza en el territorio de las Islas Malvinas, «ocupadas ilegítimamente», según un comunicado oficial.

La Cancillería se refiere a las actividades armamentísticas desarrolladas en el marco de los ensayos llamados Cape Bayonet. El Gobierno de Alberto Fernández advirtió que estos ejercicios constituyen una «injustificada demostración de fuerza» y un «deliberado apartamiento» de los llamamientos de organismos internacionales que instan a la reanudación de las negociaciones entre Argentina y el Reino Unido.

En el texto, la Cancillería informó que, ante estos «hechos escandalosos», el Ejecutivo argentino ya remitió a la administración del primer ministro británico, Boris Johnson, una «contundente nota de protesta».

Además, señala que con dichas actividades Reino Unido «contraviene específicamente la resolución 31/49 de la Asamblea General de Naciones Unidas (ONU)», que «insta a ambas partes a que se abstengan de adoptar decisiones unilaterales que entrañen la introducción de modificaciones en la situación, mientras las Islas están atravesando por el proceso de negociación por ella recomendado».

El canciller del país sudamericano Felipe Solá señaló en el comunicado que «el Gobierno argentino reafirma una vez más su soberanía sobre las Islas Malvinas, Georgias del Sur y Sandwich del Sur» y «los espacios marítimos circundantes que forman parte integrante del territorio nacional de la República Argentina».

Argentina rechaza los "ilegítimos" ejercicios militares con lanzamiento de misiles por parte del Reino Unido en las Islas Malvinas

En abril de este año, la Casa Rosada emitió un comunicado en el que alertó sobre el lanzamiento de misiles Rapier por parte del gobierno británico, acción que fue denunciada ante la ONU.

Esta nota originalmente se publicó en Actualidad RT

 

Compartir