En su conferencia en Palacio Nacional, el presidente Andrés Manuel López Obrador afirmó que, de ser necesarias, continuará enviando reformas constitucionales, aunque éstas no sean aceptadas o las rechacen en el Congreso de la Unión.

Señaló que el sector que requiere cambios más urgentes es el energético.

“Ahora que se obtuvo la mayoría simple en la Cámara (de Diputados), dicen nuestros adversarios ‘ya no van a haber reformas constitucionales’, o ‘el titular del Ejecutivo ya no va a presentar iniciativas’; si son necesarias las voy a presentar, aun cuando no pasen o las rechacen, porque son necesarias para el país”, reiteró.

 

Esta nota originalmente se publicó en Milenio

 

Compartir