Dentro del marco del Día Mundial de los Océanos, la Organización de las Naciones Unidas (ONU), recuerda que esta masa de agua produce al menos el 50 por ciento del oxígeno del planeta, alberga la mayor parte de la biodiversidad de la tierra y es la principal fuente de proteínas para más de mil millones de personas en todo el mundo.

Para recordar su importancia, este año la conmemoración lleva como lema “El océano: vida y medio de subsistencia”, debido a que es la fuente principal de vida y el sustento de la humanidad y de todos los demás organismos de la Tierra.

Además, es clave para la economía global, ya que se estima que para 2030 habrá 40 millones de trabajadores en todo el sector relacionado con los océanos.

Sin embargo, a pesar de todos sus beneficios, la ONU advierte que más del 90 por ciento de las grandes especies marítimas se encuentran en peligro de extinción, y el 50 por ciento de los arrecifes de coral están destruidos.

El organismo considera que para proteger y preservar el océano y todo lo que sustenta, se debe de crear un nuevo equilibrio, arraigado en la verdadera comprensión del océano y cómo la humanidad se relaciona con él.

​Como parte de estas acciones este año comienza el Decenio de las Naciones de Ciencias de las Ciencias Oceánicas para el Desarrollo Sostenible de 2021 a 2030. Durante este periodo se buscará “fortalecer la cooperación internacional necesaria para desarrollar la investigación científica y las tecnologías innovadoras que pueden conectar la ciencia de los océanos con las necesidades de la sociedad”.

Y de esta manera, señala la ONU, lograr el Objetivo de Desarrollo Sostenible 14: “Conservar y utilizar de manera sostenible los océanos, los mares y los recursos marinos” de cara al 2030.

Esta nota originalmente se publicó en Milenio

 

Compartir