Un saldo de al menos ocho viviendas afectadas fue lo que dejó una intensa granizada reportada la tarde-noche del jueves en el municipio de San Juan del Río, en el estado de Querétaro.

Las afectaciones del fenómeno meteorológico se reportaron particularmente en la comunidad de San José Galindo donde acudió personal de protección civil, así como policías de seguridad pública que tuvieron que incorporarse a las labores de apoyo de la población afectada.

En la comunidad, hubo viviendas que presentaron afectaciones a techos de lámina, además de que resintieron el ingreso de la lluvia al interior.

Por la noche, el personal de protección civil mantenía recorridos para apoyar a los afectados, así como evaluar daños que pudieran presentar otros domicilios de la zona.

Hasta el más reciente reporte, las autoridades precisaron que no se tenían personas lesionadas por el impacto del fenómeno meteorológico.

CIUDAD ACUÑA

“Entre 10 y 11 personas se atendieron por paramédicos de Cruz Roja y de Bomberos en diferentes partes de la ciudad, casi todos golpeados en la cabeza por el granizo, descalabrados, había movilidad eran las, alrededor de las 4 de la tarde, 4:10 entonces había mucho movimiento”, enfatizó Carlos Alejandro Flores, encargado del Despacho de Bomberos y Protección Civil de Acuña.

“Parecía como si fuera un mini tsunami, se movía demasiado el agua en la alberca donde estaban cayendo las pelotas de granizo, pegó muy duro el granizo, se quebraron varios vidrios Gracias a Dios todos estamos bien, pero si, el susto”, insistió Claudia.

Karla estaba de visita en casa de su mamá en la colonia San Andrés, cuando comenzaron los fuertes vientos, después llego la lluvia y el granizo.

Con una colcha intentó cubrir su vehículo, pero fue inútil, las enormes bolas de granizo destruyeron los cristales.

“Nunca nos había tocado, creo que ya había pasado, pero en, Del Rio, Texas, pero aquí en Acuña no, pues bien, triste y ahora esperar si el seguro lo cubre”, comentó Karla Fino, afectada de Ciudad Acuña.

Según las autoridades de Protección Civil la granizada ocurrió por el paso del frente frío número 54 que podría generar en las próximas horas vientos superiores a los 60 kilómetros por hora, por lo que se mantiene la alerta de tornado.

 

 



 

Compartir