La Sección 22 de la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación (CNTE) habrá de vigilar que la totalidad de la gremial sea considerada y reciba la atención adecuada durante la jornada de inmunización contra la Covid-19, comprendida en la semana del 28 de abril al 4 de mayo próximo en Oaxaca.

Luego de darse a conocer el proceso de vacunación para los trabajadores de la educación por entidad, la gremial disidente garantizó a sus representados una reunión de coordinación con el gobierno, federal y estatal, responsables de la aplicación masiva del biológico.

A través de una comunicación, la dirigencia de la gremial se comprometió con sus compañeros, 80 mil trabajadores de la educación, estar pendiente de la calendarización, fechas y puntos de vacunación, y en consecuencia del proceso organizativo-logístico.

Además, dijo que respetará la decisión de aquellos interesados en vacunarse, al igual que quienes se abstengan.

En otro punto, la CNTE en Oaxaca anunció que posterior al proceso de inmunización, a través de su estructura, se definirá la ruta a seguir respecto a un eventual regreso a las actividades presenciales.

“Aunque, la eventual reanudación de actividades presenciales, serán objeto de valoración de la representación sindical, y que el gobierno estatal y federal generen las condiciones para que los centros educativos cuenten con los servicios básicos y los insumos sanitarios recomendados por las instituciones sanitarias», indicó.

 

Esta nota originalmente se publicó en Excelsior

 

Compartir