Pobladores de Santiago Atitlán Mixe tronaron contra los hermanos Flavio y Horacio Sosa Villavicencio y contra el diputado federal Azael Santiago Chepi porque usan a la comunidad para enriquecerse.

Los inconformes llegaron con los primeros rayos del sol al Palacio Legislativo de San Raymundo Jalpan para cerrar los accesos y reclamar al cuarteto dejen de usar a la comunidad.

Demandaron a la organización Comuna Oaxaca, encabezada por Flavio Sosa, que saque las manos del municipio.

Explicaron que los hermanos Sosa Villavicencio pretenden imponer un “comisionado” para manejar el presupuesto de la comunidad.

Denunciaron que bajo una serie de artimañas, el diputado Horacio Sosa Villavicencio ha bloqueado la acreditación y el reconocimiento de sus autoridades.

Los inconformes demandaron que se reconozca a sus autoridades que fueron electas el pasado 27 de noviembre de 2020. Además, acusaron a la Secretaría General de Gobierno (Segego) de violentar sus usos y costumbres.

 



 

Compartir