El presidente de Argentina, Alberto Fernández, pidió este viernes la renuncia del ministro de Salud, Ginés González García, en medio de la polémica que suscitó que un periodista afín revelara que fue vacunado contra el covid-19 después de pedírselo al titular del ministerio, sin respetar el protocolo que se sigue para la población en general.

Según confirmaron fuentes oficiales, el mandatario le dio la indicación al jefe de gabinete, Santiago Cafiero, de pedirle la renuncia al ministro.

El periodista Horacio Verbitsky, aseguró en el programa de radio El Destape, que llamó para saludar a Ginés González García, y contó que ya había sido vacunado con la vacuna rusa Sputnik V en el Ministerio de Salud. Las vacunas sólo están reservadas al personal médico y adultos mayores.

«Llamé a mi viejo amigo Gines González García, a quien conozco desde mucho antes de que fuera ministro, y me dijo que tenía que ir al Hospital Posadas. Cuando estaba por ir, recibí un mensaje de su secretario, que me dijo que iba a venir un equipo de vacunadores del Posadas al Ministerio, y que fuera al Ministerio a darme la vacuna».

El caso no fue aislado, ya que en los últimos días trascendió que alcaldes, legisladores, militantes y allegados al poder político en distintos lugares del paísrecibieron la vacuna pese a no estar dentro del grupo prioritario conformado por médicos, personal de la salud y ancianos.

El gobierno argentino viene siendo blanco de duras críticas por el lento operativo de vacunación. Hasta el momento Argentina recibió cerca de 1.5 millones de dosis, en su mayoría con la Sputnik V pero también AstraZeneca, insuficientes para inmunizar a una población de 40 millones de habitantes.

 

Esta nota originalmente se publicó en Milenio

Compartir