Ginebra

La pandemia de Covid-19 provocó un «daño masivo» al empleo, con una pérdida equivalente a 255 millones de puestos de trabajo en 2020, informó el lunes la Organización Internacional del Trabajo (OIT).

En el conjunto de 2020 «se perdió el 8.8% de las horas de trabajo en todo el mundo [en comparación con el cuarto trimestre de 2019], lo que equivale a 255 millones de puestos de trabajo a tiempo completo», es decir, cuatro veces más que durante la crisis financiera de 2009, subraya el organismo especializado de la ONU.

Si no se toman en cuenta los recientes planes de apoyo económico, estas pérdidas masivas provocaron una caída del 8.3% de los ingresos laborales mundiales, es decir, 3.7 billones de dólares o el 4.4% del Producto Interior Bruto (PIB) mundial, según la OIT.

Desde que se detectó el Covid-19 en China a finales de 2019, la pandemia ha sumido al mundo en una grave crisis económica.

Para 2021 la OIT señala que que la mayoría de los países «experimentarán un crecimiento relativamente fuerte en la segunda mitad del año a medida que los programas de inmunización entren en funcionamiento», según el informe, pero la organización advierte que será un recuperación «lenta, desigual y aleatoria».

 

Esta nota fue publicada inicialmente en La Jornada

 

Compartir

Dejar respuesta