Un campesino localizó la mañana de este sábado, el cadáver de una mujer joven en terrenos de cultivo de San Antonio de la Cal, muy cerca del río Salado.
El cuerpo inerte estaba bajo un árbol de guajes con disparos de arma de fuego, uno de ellos en la cabeza.
La policía cree que la mataron en otro sitio para después abandonarlo en ese lugar..
No hay datos que identifiquen a la víctima.
Al finalizar el 2020, San Antonio de la Cal fue escenario de al menos cuatro ejecuciones, uno de ellos, otra joven de 17 años.
TDG/WLT
Compartir

Dejar respuesta