La aparente privatización del agua desató la furia de los pobladores de Chignautla quienes la mañana de este lunes saquearon e incendiaron el palacio municipal.

De acuerdo a los inconformes, el pasado 19 de noviembre el Cabildo aprobó la creación de un sistema operador del servicio de agua, sin embargo los habitantes, sobre todo de la zona sur, quienes se rigen por usos y costumbres, señalaron que no fueron tomados en cuenta para esta determinación, por lo que este día muy temprano acudieron a la alcaldía para entablar un diálogo con las autoridades municipales.

Aunque se mantuvieron en la presidencia desde las 8 de la mañana, no fueron atendidos, incluso, señalaron, fueron tratados de forma grosera por policías que se encontraban en el lugar.

Tras una larga espera para que el alcalde Luciano Aparicio se presentara en el sitio, los pobladores enfurecieron y decidieron prenderle fuego al palacio municipal no sin antes realizar algunos saqueos.

En una de las puertas del recinto municipal, se observa la quema de mobiliario y la salida de humo en diversos accesos del edificio a causa de los daños ocasionados, además la plaza principal se encuentra ocupada por decenas de manifestantes que se ha unido a la protesta.

Ante los destrozos, la policía del municipio vecino de Atempan tuvo que intervenir luego de que la Chignautla fuera rebasada.

Pese a ello las autoridades municipales brillaron por su ausencia, por lo que los inconformes también tomaron la carretera federal Amozoc – Nautla como medida de protesta.

Al momento los pobladores señalaron que continuarán con las movilizaciones hasta que el edil de la cara.

Chignautla es uno de los 217 municipios del estado mexicano de Puebla. Se localiza en el noreste del estado y forma parte de la región de Teziutlán, en la sierra Norte de Puebla.

 

Esta nota fue publicada en El Sol de Puebla

 

Compartir

Dejar respuesta