Empresas estadunidenses de refinación y fabricación de petroquímicos solicitaron al presidente de su país, Donald Trump su atención para abordar los problemas de acceso al mercado mexicano y sobre el trato preferencial que el gobierno mexicano da a Pemex.

A través de miembros de la Cámara y el Senado, encabezados por el senador John Cornyn y el representante Vicente González, las empresas enviaron una carta al presidente Trump instándole a abordar los problemas de acceso injusto al mercado para las empresas energéticas estadunidenses que hacen negocios en México.

Las empresas asociadas a la Asociación Americana de Refinadores y Productores de Refinados, American Fuel & Petrochemical Manufacturers (AFPM, por sus siglas en inglés) señalaron al gobierno mexicano por negarles el acceso justo al mercado en México.

Chet Thompson, presidente y director ejecutivo de AFPM, destacó la inversión de las empresas estadunidenses alcanza miles de millones de dólares en infraestructura para la distribución y reparto minorista de energéticos en México en beneficio de ambos países.

Destacaron que este buen progreso ahora está en peligro debido al trato preferencial del gobierno mexicano a Pemex y sus acciones para retrasar o incluso cancelar los permisos para las compañías de Estados Unidos.

Refirieron que las acciones del gobierno mexicano violan el espíritu del Tratado México, Estados Unidos, Canadá (TMEC) uno de nuestros acuerdos comerciales más importantes, este acuerdo no solo brinda certeza a las empresas estadunidenses, sino que también juega un papel vital para garantizar la prosperidad económica continua de Norteamérica, señalaron.

 

Esta nota originalmente se publicó en Milenio

Compartir

Dejar respuesta