Aunque la deuda pública de México aumentó, debido a la depreciación del peso y la caída de la actividad económica por la crisis del covid-19, el endeudamiento irá disminuyendo, una vez que la economía crezca y por lo establecido en el Paquete Económico para 2021, aseguró el secretario de Hacienda, Arturo Herrera.

En videoconferencia con medios, recordó que el endeudamiento público se dio por dos causas, la primera porque una parte de la deuda de México está en dólares y debido a que el tipo de cambio pasó de 18.5 a 21 pesos por dólar, se dio un aumento en el valor de la deuda “aunque no fuimos a endeudarnos”.

Además, añadió el secretario, porque al medir la deuda del país en relación con su capacidad de pago; es decir, como porcentaje del producto interno bruto (PIB), la proporción es menor porque el PIB cayó más o menos como ocho puntos porcentuales, lo que hizo que la deuda se elevara en 10 puntos porcentuales, al pasar de 44.8 a 54 por ciento.

No obstante, “esto claramente está en niveles manejables, pero además con unas vertientes que van a permitir que eso se vaya controlando en el tiempo; va haber un rebote técnico y una convergencia de los niveles crecimiento que teníamos antes y eso va hacer que el PIB crezca, por lo tanto, el denominador de esta razón vaya cayendo. Al mismo tiempo el hecho de endeudamiento que nosotros propusimos para el presupuesto este año implica una reducción en la deuda sobre el PIB de alrededor de 1 por ciento”, señaló.

 

Esta nota originalmente se publicó en Milenio

Compartir

Dejar respuesta