México se consolidó como el principal socio comercial de Estados Unidos al alcanzar un intercambio por 337 mil 481 millones de dólares en los primeros ocho meses del año, informó la Secretaría de Economía (SE).

Con estos datos, México representa 14.1 por ciento del comercio total de Estados Unidos, por encima del 14 por ciento de Canadá, que intercambió 335 mil 16 millones de dólares, y del 13.8 por ciento de China, con un valor de 332 mil 245 millones de dólares, detalló la SE con datos del Buró del Censo de EE.UU.

Estados Unidos importó 202 mil 951 millones de dólares de productos mexicanosde enero a agosto, que representan 13.7 por ciento de sus compras totales.

En tanto, México compró 134 mil 530 millones de dólares de mercancías estadounidenses, lo que significa el 14.7 por ciento del total de exportaciones de Estados Unidos.

“La baja participación de las exportaciones de México en la costa este de EE.UU. representa una oportunidad significativa de crecimiento, en especial para el sur-sureste de nuestro país, con el apoyo de nuevos medios de comunicación terrestre y marítimo”, indicó la SE.

El Buró del Censo reportó que el déficit comercial de Estados Unidos con México alcanzó los 12 mil 800 millones de dólares en agosto, el más alto hasta ahora.

A pesar de este panorama, las exportaciones de México a Estados Unidos cayeron en 37 mil 631 millones de dólares, un 15.64 por ciento menos frente a los 240 mil 582 millones de dólares de enero a agosto de 2019.

Asimismo, México compró 39 mil 134 millones de dólares menos de mercancía estadounidense, una disminución de 22.53 por ciento frente al monto de 173 mil 664 millones de dólares del mismo periodo del año pasado.

El Gobierno mexicano ha apostado al comercio con Estados Unidos para superar la crisis de COVID-19, que ha dejado más de 790 mil casos y casi 82 mil muertos, además de una contracción anual de 18.7 por ciento del PIB en el segundo trimestre del año.

Más del 80 por ciento de las exportaciones mexicanas van a Estados Unidos, según la SE.

El Gobierno busca atraer inversiones de empresas que tienen sus plantas en Asia y Europa al país, al ofrecer como principal atractivo el nuevo Tratado entre México, Estados Unidos y Canadá (T-MEC), que arrancó el 1 de julio.

“El T-MEC requiere programas para el desarrollo de proveedores nacionales competitivos, alianzas estratégicas, atracción dirigida de la inversión, mejoras en el cruce fronterizo y facilitación para la participación de empresas de todos tamaños”, expuso la SE.

 

Esta nota originalmente se publicó en López-Dóriga Digital
Compartir

Dejar respuesta