Facebook anunció el bloqueo de todas las cuentas vinculadas al grupo que promueve la teoría conspirativa ‘QAnon’ en la red social principal de la compañía y en Instagram, de la que es propietaria.

«Eliminaremos todas las páginas y grupos de Facebook y las cuentas de Instagram que representen a ‘QAnon’, incluso si no contienen contenido violento», dijo el gigante de internet en una publicación de blog.

La medida intensifica los esfuerzos de Facebook para luchar contra las campañas de desinformación a veces respaldadas por el presidente Donald Trump, días antes de las elecciones estadunidenses del 3 de noviembre.

El pasado 17 de septiembre, Facebook presentó una serie de medidas contra los grupos privados que se forman en torno a un asunto particular en la red social para incitar a la violencia o prodigar consejos de salud.

El acceso a los grupos violentos será restringido en la herramienta de búsqueda y su contenido aparecerá cada vez menos en el hilo de actualidad de los usuarios. Si alguno de sus miembros amenaza con perpetrar actos violentos, aunque sea con palabras simbólicas o veladas, la red social suprimirá la cuenta del grupo.

Respecto a los grupos que hablan de temas de salud, «pueden ser un espacio positivo para dar y recibir apoyo en periodos difíciles de la vida», reconoció en un artículo de blog, Tom Alison, vicepresidente de ingeniería en Facebook.

«Al mismo tiempo es crucial que la gente obtenga informaciones médicas por parte de fuentes que sean una referencia», escribió Alison.

La compañía estadunidense anunció en septiembre, que archivará los grupos sin administrador y prohibirá a los administradores y moderadores de los grupossuprimidos abrir otros «durante cierto tiempo».

Todo usuario alertado por Facebook por haber infringido las reglas de un grupo deberá recibir una aprobación para cualquier nueva publicación durante un periodo de 30 días. A menos de un mes de las presidenciales estadunidenses, la empresa multiplica los anuncios para mostrar su activismo ante los grupos violentos y engañosos.

La red social vetó en meses anteriores los grupos ultraderechistas «Boogaloo» a finales de junio y en agosto suprimió cientos de grupos vinculados a ‘QAnon’, un movimiento de seguidores del presidente Donald Trump que promueve teorías conspirativas.

Pero muchas asociaciones de protección de los derechos cívicos consideran que el gigante californiano aún no hace suficiente para moderar los contenidos en su plataforma.

 

Esta nota originalmente se publicó en Milenio

Compartir

Dejar respuesta