Oaxaca moderniza sus aeropuertos instalados en la ciudad capital, Puerto Escondido y Huatulco para estar listo al regreso de la nueva normalidad. Esas tres terminales aéreas movieron en 2019 un total de 2.5 millones de pasajeros, marcando un registro sin precedentes.

La infraestructura aeroportuaria de Oaxaca se ha convertido en una pieza fundamental para atender la creciente demanda turística nacional e internacional de los últimos años. El perfil de visitantes del estado es en su mayoría vacacionistas (70%); sin embargo, hay un creciente número de viajeros de negocios que exploran oportunidades en la entidad, informa Formes-México.

Este universo de visitantes –turistas, empresarios, directivos e inversionistas– conecta con al estado por medio de los tres aeropuertos principales: Oaxaca, Bahías de Huatulco y Puerto Escondido que, además, se encuentran en proceso de modernización. El objetivo de los tres proyectos es aumentar la capacidad de conexión actual y prever un aumento en la demanda de vuelos, sobre todo, provenientes del extranjero.

Margarita Arroyo Spamer, administradora del Aeropuerto Internacional de Bahías de Huatulco, comenta que el desarrollo de parques eólicos en el estado –Oaxaca es la única entidad con seis parques de este tipo en el país– y la rehabilitación de la refinería de Pemex en Salina Cruz han contribuido a la movilización de pasajeros.

En 2019, cerca de 2.5 millones de personas transitaron por alguno de los tres aeropuertos más importantes del estado, marcando un registro sin precedentes.

El Aeropuerto Internacional de la ‘Verde Antequera’ –como también se le conoce a la ciudad de Oaxaca– alcanzó la cifra récord de casi 1.2 millones de pasajeros anuales, 26% más que en 2018. Bahías de Huatulco con 893,538, es decir, 8.7% más que el año anterior; mientras que Puerto Escondido transportó a 407,651 personas, un incremento de 34% con respecto a 2018.

Y 2020 pasará a la historia de la infraestructura aeroportuaria de Oaxaca debido a los proyectos de inversión enfocados en la ampliación de edificios terminales, así como de plataformas comerciales durante los próximos tres años.

En tanto con la reactivación paulatina de las actividades productivas a partir de junio, se busca recuperar la caída que hubo en el tráfico aéreo en México y en el mundo, consecuencia de la pandemia.

AEROPUERTO PUERTO ESCONDIDO

Puerto Escondido es uno de los tres principales destinos turísticos de Oaxaca y su aeropuerto es complemento del Aeropuerto Internacional de Bahías de Huatulco por su conectividad, así como por la variedad de rutas y aerolíneas que facilitan el tránsito de pasajeros entre ambos.

A diferencia de los otros dos aeropuertos del estado, la operación de Puerto Escondido está a cargo de Aeropuertos y Servicios Auxiliares (ASA), una empresa paraestatal que administra 19 aeropuertos a nivel nacional y otros cinco en sociedad con gobiernos estatales.

En 2019, el Aeropuerto Internacional de Puerto Escondido ocupó el segundo lugar de los aeropuertos de ASA en tránsito de pasajeros con más de 407,000 personas, que representó un incremento de 34.7% con respecto a 2018. Por lo que, a finales del año pasado, directivos de ASA anunciaron la construcción de una nueva terminal aérea en este destino.

El proyecto está a cargo del arquitecto mexicano Alberto Kalach, quien también hizo la remodelación del Aeropuerto de Acapulco y la Biblioteca Vasconcelos en Ciudad de México, entre otras obras destacadas. Los planes contemplan que, entre el segundo semestre de 2020 y 2022, se llevará a cabo el desarrollo del nuevo edificio de 7,702 metros cuadrados.

Una vez concluida, la nueva terminal aérea de Puerto Escondido será la primera en el país que utilizará energía solar y un diseño que favorece el rendimiento térmico. Esto con el objetivo de contar con una instalación de clase mundial y mejorar la competitividad en sus operaciones.

AEROPUERTO BAHÍAS DE HUATULCO

Huatulco es un destino sustentable reconocido por sus playas de agua cristalina y amable oleaje, que en 2019 conquistó a casi 900,000 visitantes, quienes se transportaron a este paraíso vía aérea.

Junto con Mazunte, Zipolite y Puerto Escondido, se posiciona como uno de los favoritos del turismo internacional que, entre noviembre y mayo, encuentra en su clima una opción inigualable para pasar el invierno.

Más de 20% de sus visitantes proviene de ciudades frías de Canadá y Estados Unidos, como Edmonton, Vancouver y Chicago. El resto del turismo es nacional, integrado principalmente por familias jóvenes con niños.

El Aeropuerto Internacional de Bahías de Huatulco, operado por Aeropuertos del Sureste (ASUR), atiende cerca de 2,500 pasajeros al día, con 13 rutas.

Pero derivado de la pandemia, al mes de agosto de 2020, la cifra diaria se mantiene en 1,200 personas.

No obstante, los planes de inversión a cargo de ASUR para el quinquenio 2019-2023 continúan, contemplando principalmente la rehabilitación de la pista de aterrizaje, la ampliación de la terminal internacional –para satisfacer la demanda en temporada alta– y la construcción de cuatro plataformas comerciales adicionales a las siete actuales.

Tanto la ciudad como el aeropuerto de Bahías de Huatulco tienen la certificación en sustentabilidad EarthCheck, que promueve las mejores prácticas de responsabilidad ambiental y social.

Cabe destacar que el de Huatulco es el primer aeropuerto en América Latina en obtener este sello y el tercero en el mundo.

AEROPUERTO OAXACA

Romper récords es la misión que, al parecer, se ha propuesto el Aeropuerto Internacional de Oaxaca. El año 2019 fue determinante para el rumbo del quinquenio administrativo, comprendido hasta 2023.

Crecimientos mensuales de transportación de pasajeros entre 17 y 40%, traducidos en más de 100,000 personas, son de los logros más importantes de esta plaza operada por Aeropuertos del Sureste (ASUR), que también controla otros ocho aeropuertos de la región.

De acuerdo con Juan Pablo García Luna Gutiérrez, administrador a cargo, a nivel mundial, el tráfico aéreo en un aeropuerto crece en promedio entre 5 y 6% anual. Por lo que, “estos crecimientos para Oaxaca representan cifras extraordinarias”.

Hasta febrero de 2020, el Aeropuerto de Oaxaca registraba 50 operaciones diarias y entre las rutas directas estaban tres internacionales –Dallas, Los Ángeles y Houston–, así como nueve nacionales, incluyendo Ciudad de México –que representa 60% de su tráfico aéreo–.

Debido a la pandemia, estas cifras han bajado drásticamente. Sin embargo, la inercia con la que ASUR inició 2020 con la transportación de 118,000 y 107,951 pasajeros en enero y febrero, respectivamente, le ha permitido continuar con sus planes de inversión en Oaxaca.

Esto en dos fases:

()-Ampliar y reconfigurar la plataforma comercial de seis a 11 posiciones para estacionar aeronaves.

()-Crecer el edificio terminal de 7,100 a 21,000 metros cuadrados.

 

Esta nota fue publicada inicialmente en Forbes en la siguiente dirección:

https://www.forbes.com.mx/forbes-report-aeropuertos-en-oaxaca-vuela-alto/

Compartir

Dejar respuesta