Decenas de familias oaxaqueñas salieron a disfrutar este domingo de la tranquilidad que ofrece la ciudad, mientras que el semáforo epidemiológico por Covid-19 marca amarillo.

En el Andador Turístico es visible la presencia de turistas nacionales y extranjeros que recorren esta bella arteria y aprovechan para adquirir artesanía que les ofrecen vendedores ambulantes que han salido a trabajar para llevar dinero a casa.

Uno de los agentes de crucero percibe una movilidad reducida, aunque las actividades comerciales se mantienen, pues están abiertas algunas tiendas del centro

Aunque el acceso al Zócalo está restringido ante el riesgo de que otro árbol pueda caerse debido a las fuertes lluvias que se han presentado y que los laureles están enfermos, los restaurantes de la zona registran una afluencia importante, ya que el acceso se lleva a cabo por los portales.

El tránsito vehicular es moderado y puede observarse a un mayor número de personas que hacen uso de bicicletas.

TDG/WLT

Compartir

Dejar respuesta