El presidente municipal de Santiago Astata, Dorian Geovanni Ricárdez Medina, quien ha sido severamente cuestionado en su mandato, golpeó la madrugada de este lunes a su síndico procurador, Timoteo Hernández Ramírez, en una trifulca  ocurrida al calor de las copas.

Los dos funcionarios municipales participaron en una trifulca en donde el presidente municipal dejo mal herido al síndico procurador, ante la mirada atónita de algunos acompañantes quienes en ese momento libaban bebidas embriagantes a pesar de las restricciones por la pandemia del Covid19.

En una grabación difundida en redes sociales, se escucha a Timoteo Hernández Ramírez culpar al presidente municipal de la golpiza recibida: “me pegó Dorian; él me dio mis vergazos. Me dijo que carajo estoy haciendo, yo lo cuido y a pesar de esto me pegó”, balbuceó.

Dijo que de unos días a la fecha el presidente municipal ha actuado con prepotencia para con sus funcionarios, amigos y allegados: “él quiere ser el mejor a costa de todo, quiere parecer indispensable, él las cosas las hace y deshace, yo le reclamé por su actitud y a cambio me golpeó, eso no se vale”, explicó.

Ante la presencia de su sobrina de nombre Felipa Hernández, Timoteo aseguró  que analiza la posibilidad de presentar la denuncia ante las autoridades judiciales: “el cargo de Dorian es meramente administrativo, yo soy síndico procurador, cada chango tiene su mecate y hay que saberlo administrar”, concluyó.

TDG / WLT
Compartir

Dejar respuesta