PayPal estará disponible como forma de pago para consumidores de Mercado Libre en Brasil y México con compras transfronterizas, lo que abre la puerta a los 346 millones de clientes activos de la empresa de comercio electrónico.

“Esto ha sucedido después de mucho trabajo de colaboración entre ambos equipos y tiene que ver con el compromiso de poner al cliente en el centro de todo lo que hacemos. Parte de ello es ofrecer más y mejores opciones. Esto ayuda a impulsar la inclusión financiera y el acceso a una economía global”, indicó en videoconferencia Federico Gómez, director general de PayPal.

En marzo de 2019 Mercado Libre anunció un acuerdo con la compañía de métodos de pago PayPal para realizar la compra de acciones comunes y trabajar en conjunto; a más de un año de este anuncio las compañías lanzaron el primer producto de esta alianza.

“El comercio digital en América Latina está experimentando un gran crecimiento y Mercado Libre está muy bien posicionado en ese ramo. Estamos anunciando la integración de estas nuevas experiencias donde vamos a dar la oportunidad de tener más opciones de pago”, dijo el directivo.

Sostuvo que los mercados brasileño y mexicano son las dos grandes economías de la región, por lo que hay una constante expectativa de los clientes respecto a temas de innovación y particularmente en pagos digitales, algo que está más latente en la época de pandemia donde ha habido una demanda sin precedentes de este tipo de servicios.

Por su parte Osvaldo Gimenez, CEO de Mercado Pago, señaló que las empresas lograron terminar este producto en siete meses y que el objetivo es crear sinergias ante la base instalada de PayPal en el mundo para generar beneficios en conjunto.

“Es el primero de tres áreas en donde estamos desarrollando, las otras dos van a estar disponibles los próximos meses”, dijo.

De acuerdo con Pay Pal en 2018 las compras transfronterizas pasaron de 56 a 66 por ciento; México es el país de Latinoamérica con mayores compras nacionales y transfronterizas en el comercio electrónico.

 

Esta nota originalmente se publicó en Milenio

Compartir

Dejar respuesta