La ministra británica de Interior, la conservadora Priti Patel, afirmó que el Reino Unido está “listo” para recibir a los trabajadores extranjeros “más brillantes y talentosos” después de que el país abandone la Unión Europea (UE).

Patel efectuó esas declaraciones antes de dar a conocer este lunes más detalles del sistema para restringir la migración que entrará en vigor tras el Brexit, cuyo periodo de transición finaliza el próximo 31 de diciembre.

“El Reino Unido está abierto para los negocios y listo para dar la bienvenida al talento global más brillante y preparado”, subrayó la titular “tory” en referencia al futuro sistema de puntos diseñado para “retomar el control” de sus fronteras tras este divorcio.

“Ahora que hemos dejado la UE, somos libres para liberar todo el potencial de este país e implementar los cambios que necesita para recobrar la confianza en el sistema de inmigración y poner en marcha uno más justo, fuerte y enfocado hacia las capacidades (de los trabajadores)”, expuso Patel.

Entre otras medidas, Londres prevé prohibir la entrada en el Reino Unido de extranjeros que hayan recibido una condena de al menos un año de cárcel, mientras que las autoridades tendrán más poderes para deportar a los que delincan dentro de las fronteras británicas, que incluirá a “pequeños delincuentes reincidentes, como carteristas o ladrones”.

Patel también ofrecerá más detalles sobre el controvertido sistema de puntos para trabajadores, diseñado, según el gobierno, para reducir la inmigración de personas poco cualificadas y facilitar la concesión de visados a las altamente cualificadas.

En principio, aquellos que quieran vivir y trabajar en el Reino Unido deberán lograr, al menos, 70 puntos para obtener un visado.

Los puntos serán asignados en función de criterios como el nivel de inglés del candidato, quien deberá presentar una oferta de trabajo de un empleador registrado y alcanzar un salario mínimo.

Esta nota originalmente se publicó en López-Dóriga Digital

Compartir

Dejar respuesta