La semana pasada, la Secretaría de Relaciones Exteriores reabrió algunas de sus delegaciones en CDMX y algunas otras entidades del país para tramitar el pasaporte mexicano. Por supuesto, se hicieron algunos cambios para adaptarse a la nueva normalidad.

Por motivos de trabajo, acudí por mi pasaporte mientras la Ciudad de México se encuentra en semáforo naranja. Te contaré cómo fue mi experiencia para que, si estás pensando en hacer tu trámite, sepas qué cosas tomar en cuenta.

1. Hacer la cita

En primer lugar, te recomiendo que programes tu cita por internet. Los primeros días después de la reapertura solo se hicieron citas por teléfono y, aunque intenté comunicarme varias veces en diferentes horarios, nunca logré hacerlo.

En cambio, programar la cita por internet fue muy rápido. Como antes de la contingencia, te piden varios datos para crear una cuenta en el sitio web, como tu dirección, contacto y CURP; si es renovación, solo tienes que confirmar los datos. Aunque tramites tu pasaporte mexicano por primera vez, no te tardas más de 15 minutos en hacer tu cita.

Al reabrir las oficinas, la SRE indicó que se daría prioridad a las emergencias a la hora de dar citas. Sin embargo, no se trata de una restricción como tal: no me preguntaron si mi trámite era por emergencia y pude elegir un día para mi cita sin problema. No hallé saturación en la página.

Eso sí, considera si realmente necesitas tu pasaporte en este momento o puedes esperar a que la situación se normalice en nuestra ciudad.

2. A qué hora llegar

Como te indican al confirmar la cita, te sugiero que llegues 15 minutos antes de la hora programada. Si llegas en ese momento es probable que te dejen pasar directamente (como me ocurrió a mí) y ayudas a evitar que se formen aglomeraciones.

Yo acudí a la oficina de la SRE que se encuentra en la alcaldía Cuauhtémoc. A diferencia de otras ocasiones, esta vez no había mucha gente afuera del edificio.

Solo me encontré con una vendedora de plumas, nadie se ofreció a ayudarme con mi trámite afuera del edificio. Si ya has tramitado tu pasaporte, seguro sabes que es muy común que se te acerquen personas para este propósito.

3. El protocolo

Antes de acceder, te toman la temperatura. Ya adentro del edificio, no había una sola persona sin cubrebocas; los empleados llevaban careta de acrílico y cubrebocas, a los solicitantes únicamente se les pide el segundo. También se colocaron barreras transparentes en todos los mostradores y tapetes desinfectantes en la entrada de cada oficina.

Solo te puedes quitar el cubrebocas para que te tomen la foto del pasaporte.

4. Tip: lleva gel

Te sugiero que lleves contigo un frasquito de gel sanitizante. No te lo piden, pero si ya te acostumbraste a aplicarte gel constantemente cuando estás en la calle, notarás que en la oficina de la SRE hay pocos lugares para tomarlo. Yo conté tres (tomando en cuenta el que me ofrecieron en la entrada), pero me hubiera gustado tener gel después de colocar todos mis dedos en el lector de huellas digitales; después de todo, es un punto de alto contacto.

5. Cuánto tardan en darte el pasaporte

La ocasión anterior en que renové mi documento tardé aproximadamente una hora y media dentro del edificio de la SRE. Esta vez, en la misma oficina a la que he acudido siempre, me tardé media hora. Aunque hay varias “estaciones” por las que debes pasar durante el trámite, hace unos días avancé por todas “de corrido”. La espera más grande que hice fue de 10 minutos, en lo que me entregaban mi libreta del pasaporte ya lista.

Dentro de la oficina no vi más de 20 personas haciendo su trámite. Tal vez fue el horario (9 de la mañana, en miércoles) o que están trabajando en menor capacidad pero, en todo caso, tómalo en cuenta si necesitas sacar tu pasaporte.

Esta nota originalmente se publicó en El Universal

Compartir

Dejar respuesta