Inversionistas mexicanos y extranjeros que operan en México consultados por Credit Suisse piensan que la economía está en peor o mucho peor forma que hace un año, por lo que consideran que tomará más de un año para que la situación económica mejore, incluso 41 por ciento de ellos considera que la economía no volverá a los niveles previos a la pandemia hasta 2023.

Una encuesta realizada durante la segunda quincena de junio por el banco de inversión suizo deja ver que los inversores con sede en México son más pesimistas sobre el tiempo que le tomará a la economía recuperarse, ya que solo el 2 por ciento piensa que esto sucederá en menos de un año, en comparación con el 17 por ciento de los extranjeros que lo considera.

Sin embargo, el consenso coincide a México le espera una larga recuperación por delante, el 97 por ciento de los inversionistas dijeron que el gobierno mexicano no está tomando las medidas adecuadas para proteger la economía del covid-19; mientras que el 89 por ciento dijo que las medidas económicas tomadas por el gobierno para apoyar la economía están generando menos confianza entre para invertir.

“En términos más generales, los inversores que participan en nuestra encuesta en México y en el extranjero, parece estar predispuesto a pensar que abandonar los bloqueos severos cuando el la probabilidad de un resurgimiento de las infecciones sigue siendo alta, es probable que conduzca a una mayor daño económico que mantener los bloqueos para eliminar el riesgo de resurgimiento”.

De mediano a largo plazo el 78 por ciento de los inversionistas cree que México perderá su grado de inversión de al menos dos de las principales agencias calificadoras, que puede darse en lo que queda de esta administración.

En el caso de la deuda externa de Pemex, las opiniones se encuentran divididas, el 45 por ciento de los encuestados extranjeros prevén que sea este año cuando se vea una nueva baja en la calificación, frente al 49 por ciento de los mexicanos que lo consideran.

¿En qué piensan invertir?

El 60 por ciento de los inversionistas piensan que este es un buen momento de comprar bonos del gobierno local de México, mientras tanto, solo el 21 por ciento piensa que esto es un buen momento para comprar acciones mexicanas.

 

Esta nota originalmente se publicó en Milenio

Compartir

Dejar respuesta