Una estrella masiva podría haberse convertido en un agujero negro en lugar de estallar y convertirse en una supernova como suele ocurrir con estos cuerpos celestes.

La única evidencia que tienen sobre el caso es la desaparición completamente inexplicable de este astro sin que se haya registrado ningún comportamiento adicional, así lo indicó Andrew Allan, uno de los involucrados en el estudio de este fenómeno.

«Estamos interesados ​​en estrellas masivas al final de sus vidas en ese tipo de entornos, por lo que realmente esperábamos obtener una mejor resolución de observación”.Andrew Allan.

Inexplicable

Entre el 2010 y el 2011, los científicos del del Trinity College de Dublín habían identificado este objeto y creían que podrían observar el estallido para conocer más sobre la forma en la que una estrella vive sus últimos días.

Sin embargo, cuando trataron de volver a analizar este cuerpo celeste en diciembre del año pasado, se encontraron con que ya no estaba en ningún punto de la galaxia enana Kinman.

Fue entonces que los científicos buscaron, sin éxito, la estrella por medio del Very Large Telescope (VLT) que tienen el Observatorio Europeo Austral (ESO).

«No se entiende mucho sobre las estrellas en ese tipo de entornos, por lo que esa fue la razón principal por la que queríamos mirar”Andrew Allan.

Este hecho fue publicado en la revista “Monthly Notices of the Royal Astronomical Society“, donde también se indicó que la lejanía de esta galaxiaimpedía identificar todos los cuerpos que había en ella, pero que la luminosidad del cuerpo PHL 293B había llamado su atención.

Este astro tiene una dimensión 100 veces mayor que la del Sol, por lo que se desaparición repentina significa para los científicos un hecho inexplicable.

Esta nota originalmente se publicó en El Heraldo de México

Compartir

Dejar respuesta