La tormenta tropical Dolly se formó este martes en el norte del océano Atlántico, pero se tiene previsto que se disipe en los próximos días, informó el martes el Centro Nacional de Huracanes de Estados Unidos.

Dolly tenía vientos máximos sostenidos de 75 km/h (45 mph), pero se prevé que pierdan fuerza el miércoles o el jueves a medida que se desplace por aguas más frías, afirmó el centro.

Es previsible que el fenómeno se convierta el miércoles en tormenta postropical y se disipe a primeras horas del jueves, según los meteorólogos.

El vórtice de Dolly se ubicaba el martes por la tarde a 1.070 kilómetros (665 millas) al suroeste de Cape Race, en Terranova, y se desplazaba en dirección este-noreste a 20 km/h (13 mph). No representaba peligro para tierra firme.

 

Esta nota originalmente se publicó en Milenio

Compartir

Dejar respuesta