CDMX

El confinamiento por la pandemia del COVID-19, que llevó a muchas familias a trabajar desde casa, tomar clases en línea y a  permanecer más tiempo en el hogar, provocó mayor uso de aparatos eléctricos, computadoras y de la luz, lo que generó incrementos hasta del doble en el pago por el servicio.

El aumento depende del consumo de electricidad de cada familia, número de integrantes, uso de aparatos eléctricos y qué tanto se necesita la luz en un hogar por la falta de iluminación natural.

Aunque la Comisión Federal de Electricidad (CFE) se comprometió a que aun cuando una familia incremente su consumo de luz no se le reclasificará al segmento de la tarifa más alta (Doméstica de Alto Consumo), los aumentos por mayor uso de luz son evidentes.

De acuerdo con un sondeo, se detectaron alzas de entre 24% y hasta 96% en el cobro del servicio de energía eléctrica.

La familia González reportó un incremento de 88% en su recibo de luz en comparación con el cobro anterior. Explicó que se debió a que trabajan desde casa y que su hijo toma clases en línea.

Esta familia dice que ahora tienen tres computadoras prendidas, además que antes no estaban tanto tiempo en casa y con el confinamiento su estancia es completa.

Mientras el consumo del 31 de diciembre al 2 de marzo fue de 190 kilowatts, para el servicio que comprendió del 2 de marzo al 30 de abril subió a 298.

En términos monetarios, en el primer bimestre de este año pagaron 208 pesos por la luz, y para el segundo, el recibo llegó de 391 pesos, un aumento de casi 88%.

Jacqueline vive sola en un departamento y ahí permanece por la cuarentena. Su recibo reciente tuvo un alza del consumo de luz, y también en áreas comunes.

En el recibo del 16 de diciembre de 2019 al 14 de febrero de 2020 pagó 313 pesos, considerando 148 kilowatts (142.65 pesos por consumo del hogar más 170 pesos de áreas comunes).

Para el bimestre del 14 de febrero al 15 de abril de 2020 subió a 391 pesos, un aumento de 24%, por un mayor consumo en el departamento, pero también un alza por el uso de luz en áreas comunes.

Felipe vive con su pareja en una casa de dos pisos. En el primer bimestre del año su recibo llegó por 117 pesos, y aunque aún no tiene físicamente el del segundo, el banco le hizo un cargo por 230 pesos, lo que significó un alza de 96%.

El matrimonio Márquez hizo de su departamento su centro de trabajo. Su recibo se incrementó casi 29%, al pasar de 187  a 241 pesos.

El director de la CFE, Manuel Bartlett, dijo el 14 de abril que el alza  a la tarifa sería de 3%.

QUE NO SE COBRE RECONECCIÓN

Luego de que se informara que en la pandemia más de medio millón de mexicanos se quedaron sin luz por no pagar, el presidente Andrés Manuel López Obrador informó que revisará el que no se cobre la reconexión y dijo que la electricidad no aumentará.

El Ejecutivo dijo que le reclamó al director de la CFE, Manuel Bartlett, y al secretario de Hacienda, Arturo Herrera -ahí presente- por no informar a la población que en la pandemia se mantendrán las tarifas.

Durante la emergencia sanitaria, aunque aumente el consumo de energía eléctrica no será así con el costo, aseguraron, pero la realidad es otra.

ENTÉRESE>  Muchos no saben que se tomó la decisión de que no aumentara el precio de la luz aun incrementándose el consumo porque se mantiene una tarifa hasta cierto consumo, y cuando se consume más ya es otra tarifa, dijo López Obrador.

Esta nota originalmente se publicó en Vanguardia

Compartir

Dejar respuesta