El gobierno de México indicó que por la situación económica provocada por el coronavirus en abril de este año se perdieron 550 mil empleos y se espera que para este mes se pierdan alrededor de 400 mil puestos de trabajo adicionales.

Aunque las cifras parecen ser adversas, existen algunas acciones que se pueden realizar desde ahora para blindar las finanzas personales durante y tras una situación económica difícil. Éstas son las claves que recomienda el optimizador financiero Fintonic:

1. Fondo de emergencia. Es indispensable comenzar a trabajar en un fondo para ayuda ante eventualidades. Idealmente el fondo de emergencia debe componerse del equivalente al ingreso de seis meses. Sin embargo, con tres meses de sueldo es posible estar más tranquilo ante una eventualidad.

2. Seguros. Contar con protección es de suma importancia: un seguro de gastos médicos mayores es de gran ayuda ante emergencias que podrían llevarse una buena parte de los ahorros. Asimismo, es importante contemplar otro tipo de productos, como el seguro de vida, seguro de hogar y seguro de automóvil, entre otros.

3. Combatir la inflación. Unas finanzas personales blindadas no se logran sólo con el ahorro. Colocar una parte del capital en instrumentos que permitan que el dinero no pierda valor con el tiempo es mejor que sólo ahorrar y guardar. Una opción fácil y rápida, son los valores gubernamentales, como los Cetes. Es importante también diversificar las inversiones en diferentes instrumentos.

4. Ahorro para el retiro. El coronavirus nos ha enseñado que incluso las cosas más difíciles de creer pueden suceder. Por ello, es importante comenzar a invertir en el futuro y acercarse a una administradora de fondos para el retiro (Afore) y comenzar a trabajar en los ingresos que se percibirán en la edad adulta.

5. Inversiones. Si se tiene la posibilidad, ahora es un buen momento para comenzar a invertir en negocios que pertenecen a sectores que están tomando fuerza y continuarán así tras el coronavirus; ejemplo de ello es la educación en línea y algunas tecnologías.

6. Nuevos hábitos financieros. Lo que vivimos hoy es una excelente oportunidad para incorporar o reforzar los buenos hábitos financieros. Como llevar un registro de nuestros movimientos, que hoy en día se puede hacer simplemente a través de apps como Fintonic. Esto permite saber en qué se gasta el dinero y si existen fugas como cargos no reconocidos o cobros dobles. Además este hábito permite saber qué cambios se pueden hacer para gastar y hacer rendir mejor los ingresos, con lo que se pueden lograr ahorros del 15 al 30 por ciento.

 

Esta nota originalmente se publicó en Milenio

Compartir

Dejar respuesta