La Confederación Patronal de la República Mexicana (Coparmex), advirtió que, si el gobierno federal no toma en cuenta la propuesta del Salario Solidario para apoyar los trabajadores y empresas, para fines del mes de junio, se perderán 1.3 millones de puestos de trabajo en el país.

En videoconferencia el presidente del organismo Gustavo de Hoyos, señaló que se encuentra al alcance del gobierno federal, evitar que se sigan perdiendo empleos, en ese sentido hizo un llamado a las autoridades a “rompe la alcancía, y ahórrate el desempleo”, ya que se puede evitar si toma medidas de política pública adecuada.

“Con la tendencia que llevamos estaríamos perdiendo de manera acumulada hasta el final del próximo mes, 1.3 millones de empleos, ese es el tamaño del boquete. Pensamos que el dato de 1.3 millones, se alcance el próximo mes; se va a duplicar, si consideramos que, en 2019, el país pudo crear algo así como 680 mil empleos, evidentemente la pérdida es el doble de lo que se creó el año pasado”, aseveró.

Confío en que es factible detener la “hemorragia, detener la sangría de empleos, pero, aunque el gobierno no es el responsable de la crisis, sí va a ser el responsable de que sus efectos se magnifiquen si no toma las decisiones de política pública, lo que estamos planteando, no es novedad en el mundo, lo hacen otros países”.

Detalló que la forma de hacerlo es a través del Salario Solidario, mismo que consiste en la contribución de la empresa, trabajador y la aportación del gobierno federal, para que la mayoría de los trabajadores de la economía y que pueda mantener sus ingresos. “Que los trabajadores de 1 a 3 salarios mínimos que el gobierno de 50 por ciento, y complementado con el 50 por ciento del patrón, y se mantenga íntegro el salario del trabajador”.

De Hoyos resaltó que el dato más duro es que según datos del Seguro Social, “ya se registró una disminución de 6 mil 889 patrones; empresas que cerraron, esas empresas no van a contratar personal, desaparecieron. Es un dato de la mayor gravedad, porque refleja un saldo neto.

“Tenemos 19 mil 667 bajas (de empresas) y altas 12 mil 978, eso nos da 6 mil 889 un descenso de patrones; el problema es que la baja se mantenga, y se tengan otros 20 mil patrones menos, y que ya no haya más altas de patrones, entonces ahí el saldo final va a ser mayor”, aseguró.

Resaltó que el gobierno federal, está costando trabajo, “nos cuesta trabajo convencerlo, ahora nos está costando trabajos en el país, por eso es que queremos que se tomen ya decisiones al respecto”.

 

Esta nota originalmente se publicó en Milenio

Compartir

Dejar respuesta