Carlos Salazar, representante del sector privado, convocó a los empresarios a canalizar su inconformidad ante la falta de apoyo del presidente Andrés Manuel López Obrador por la vía democrática y esperar a la revocación de mandato en 2022.

“Dentro de un año y pico tendremos la posibilidad, porque así la estableció nuestro Congreso, de hacer una revisión democrática, un rechazo de mandato. Ahí es el momento. Si alguien cree que esa es la forma, por favor organícense”, dijo el presidente del Consejo Coordinador Empresarial (CCE) en una videoconferencia que reunió a más de cuatro mil empresarios.

“¿Crees que hemos llegado al punto de decirle a AMLO corrige o te vas?”, fue la pregunta de uno de los asistente y que leyó Carlos Salazar.

“Parece que no entendemos la democracia que tenemos. Por más comunicados que puedan lanzar de que se vaya, el señor (Andrés Manuel López Obrador) tiene el apoyo que le dio esta estructura democrática (…) Ya sucedió, no somos los primeros que estamos pidiendo que se vaya (…) pero democráticamente nos vamos a tener que esperar. Esto es una catarsis, sin duda, y si ese es el resultado que todos queremos unámonos, nomás que tenemos que tener a 30 millones de mexicanos detrás de nosotros”, respondió.

El gobierno federal, reiteró, le cerró las puertas al empresariado con sus propuestas para apoyar la economía y salvaguardar los empleos durante la crisis sanitaria.

Recordó que el jueves pasado asistió a una comida en Palacio Nacional para presentarle al Presidente un plan de apoyo para las micro, pequeñas y medianas empresas, que incluía, entre otras medidas, diferir el pago de impuestos y de contribuciones a la seguridad social de compañías en sectores críticos como la aviación, hotelería y restaurantes.

No se pidió una condonación de impuestos, pero el gobierno rechazó el plan argumentando que va a recaudar más y que las compañías tendrán para pagar sus contribuciones, dijo Salazar.

“Se le dijo al Presidente que si hubiera que escoger entre pagar esas contribuciones o pagar a los trabajadores, todo mundo iba a escoger pagar a los trabajadores”, recordó Carlos Salazar.

El dirigente propuso un plan sin la ayuda del gobierno que incluye apoyos como pagos y compras por adelantado por parte de grandes empresas a proveedores pequeños, así como evitar las penalizaciones contractuales entre particulares en caso de que se incumplan pagos durante este periodo de crisis.

También planteó la “adopción” de mipymes por parte de aquellas compañías con mayor capacidad, para que les den apoyos salariales o recursos económicos.

Es un llamado a la unidad ante la inacción del gobierno federal, la cual, dijo, provocará una caída del PIB de hasta 10 por ciento este año, lo que no se ha visto en 90 años, además de la pérdida de entre uno y 1.4 millones de empleos.

Por la mañana, en su conferencia, el presidente López Obrador aseguró que en una reunión, empresarios como Carlos Slim, Alberto Baillères y Germán Larrea, respaldaron su plan económico.

“Están dispuestos a ayudar en lo que el gobierno les pida”, dijo sobre la reunión del lunes a la que acudió el presidente del Consejo Mexicano de Negocios (CMN), Antonio del Valle, pero no Carlos Salazar.

López Obrador negó una ruptura con el sector privado. Están actuando de manera responsable los empresarios de más rango.

No pidieron, ofrecieron ayuda, dijo. Por la tarde, empresarios como Armando Garza, de Grupo Alfa; Juan Ignacio Garza, de Xignux; Eduardo Garza, de Frisa; Rogelio Zambrano, de Cemex y Adrián Sada, de Vitro, se reunieron por más de tres horas con el Presidente.

En un comunicado difundido después, el llamado Grupo Monterrey dijo que ofrecieron su solidaridad al mandatario, a pesar de las diferencias sobre cómo abordar la crisis. La prioridad debe ser apoyar a los más pobres, sí, pero proteger el empleo es complementario a ese propósito. Se requiere una política pública enfocada a cero despidos y cero cierres de negocios, dijeron los empresarios de Nuevo León al jefe del Ejecutivo.

Esta nota originalmente se publicó en El Sol de México

Compartir

Dejar respuesta