América Latina está ante el comienzo «de una profunda recesión», con una contracción del Producto Interno Bruto (PIB) regional que alcanzará en 2020 entre 1.8 a 4 por ciento por la expansión mundial del coronavirus, estimó este viernes la Cepal.

«Estamos ante el principio de una profunda recesión. Estamos ante la caída del crecimiento más fuerte que ha tenido la región», dijo Alicia Bárcena, secretaria ejecutiva de la Comisión Económica para América Latina y el Caribe (Cepal), un organismo técnico de las Naciones Unidas con sede en Santiago.

Precio de petróleo continúa al alza, gana 6%

La expansión del coronavirus impactará con especial fuerza a los países latinoamericanos, que ya atravesaban un débil contexto económico tras el mediocre crecimiento registrado en 2019, de sólo 0.1 por ciento.

En este escenario, la disminución de la actividad económica en los principales socios comerciales de la región, la caída en el valor de las materias primas y el golpe en áreas como el turismo, llevarán a la región a una caída del PIB en un rango de 1.8 a 4 por ciento.

La contracción del 1.8 por ciento considera solo los efectos en América Latina de la caída económica de China, el principal socio comercial de la región, pero si se suma el desplome económico de los países que integran la Unión Europea, Estados Unidos y del resto de la región, el impacto será mucho mayor, en un rango de 3 a 4 por ciento, explicó Bárcena.

 

Economía mundial ya entró en recesión: FMI

El pasado 27 de marzo la directora gerente del Fondo Monetario Internacional (FMI), Kristalina Georgieva, dijo que «la pandemia del coronavirus ha llevado a la economía mundial a una recesión, y serán necesarios fondos masivos para ayudar a las naciones en desarrollo».

 

«Está claro que hemos entrado en una recesión» que será peor que en 2009 después de la crisis financiera mundial, señaló la titular del FMI en una conferencia de prensa virtual.

Con la «parada repentina» de la actividad económica global, «nuestra estimación actual para las necesidades financieras generales de los mercados emergentes es de 2.5 billones de dólares», dijo.

Más de 80 países ya han solicitado ayuda de emergencia al FMI, la mayoría naciones de bajos ingresos, dijo Georgieva.

 

Esta nota originalmente fue publicada por El Sol de México

 

Compartir

Dejar respuesta