RUSIA.

Como una manera de reforzar las medidas impuestas para combatir el coronavirus en territorio ruso, el parlamento de dicho país propone imponer una pena de hasta siete años de prisión a quienes violen la cuarentena en vigor.

El número de infecciones en Rusia ha aumentado a 495 casos confirmados, mientras que al menos una persona habría fallecido víctima del Covid-19.

Las fuertes penas de prisión también incluirán multas de hasta 500 mil pesos a quienes violen la orden de aislamiento.

Las penas aplicarían si un evasor de la cuarentena es encontrado culpable de causar la muerte de un ser humano en Rusia, o si se encuentra que está infectando de forma intencional a las personas. En este caso, la sentencia llegaría a los cinco años de cárcel.

En caso de que el individuo infectado violara la cuarentena e infectara a cuatro o más personas, la sentencia llegaría a ser hasta de siete años de cárcel.

Aún a pesar de las severas medidas propuestas por las autoridades rusas, la Organización Mundial de la Salud (OMS) señaló que las cuarentenas no son suficientes por si mismas para combatir la pandemia.

Expertos en medicina señalan que medidas que propone como el distanciamiento social no es suficiente, por lo cual los países del mundo deben enfocarse en detectar a las personas enfermas y mantenerlas en aislamiento.

Apenas ayer, el mandatario ruso Vladimir Putin visitó una sala de hospital dedicada a atender a víctimas de la enfermedad, ubicada en las afueras de la capital, Moscú.

Esta nota originalmente se publicó en Vanguardia

Compartir

Dejar respuesta