Ante la falta de respuesta de las autoridades para una posible prórroga en la declaración anual de las personas morales, el presidente del Consejo Coordinador Empresarial (CCE), Carlos Salazar Lomelín, indicó que no buscan una disminución de impuestos ante la crisis económica provocada por el coronavirus, sino que les otorguen plazos a las empresas que entran en problemas para cumplir con sus obligaciones fiscales.

«Estamos a unos días de presentar nuestras declaraciones fiscales las personas morales, bueno no sabémos todavía si va haber plazo. Nunca hemos pedido, no hay ni una sola petición, ni de disminución de impuestos, ni de salvar empresas, ni de dar apoyos extraordinarios para las compañías, nada…pedimos plazos en en el caso de empresas que entran en problémas», explicó.

En entrevista radiofónica con Azucena Uresti para Grupo Fórmula, el dirigente empresarial señaló que se requieren medidas más duras ante la crisis, ya que no han sido suficientes, por lo menos en materia económica.

«Yo creo que se están dando algunas sin duda y yo las aplaudo, pero no son suficientes, tenémos que hacer más», dijo.

Salazar Lomelín puntualizó que otras países como Francia y Canadá han destinado el 4 y 2 por ciento de su Producto Interno Bruto (PIB) para cuidar el impacto económico y la sobrevivencia de las empresas y la población.

«Parecería que los países han decidido, no tanto cuidar la deuda, sino cuidar el impacto económico y evidentemente la sobrevivencia de las personas, las empresas y la sociedad en general, indicó.

El empresario agregó que una señal de que no se ha hecho lo suficiente es la baja en la calificación soberana de México por parte de la calificadora Standard and Poors, que si bien sigue en grado de inversión, coloca al país en una situación de riesgo.

«Nos queda un escalón para ser un país que no es destino de inversión, eso tiene consecuencias increibles desde el punto de vista económico, todos los fondos internacionales están obligados a invertir en países que tiene grado de inversión, si mañana lo perdemos se iría a otros lados», dijo.

 

Esta nota originalmente se publicó en Milenio

Compartir

Dejar respuesta