De mayo de 2019 a enero del 2020 el flujo de migrantes entre México y Estados Unidos se redujo en 74 por ciento, con la implementación del Plan de Migración y Desarrollo, aseguró Marcelo Ebrard, secretario de Relaciones Exteriores.

En rueda de prensa en Palacio Nacional, el secretario de Relaciones Exteriores mencionó que se despidieron a 893 funcionarios del Instituto Nacional de Migración por mal desempeño de sus funciones.

“En primer lugar, se han reducido los cruces en la frontera con Estados Unidos en 74.5 por ciento, que es la gráfica que están ustedes viendo ahí. También, de manera coincidente, se redujeron los rescates a cargo del Instituto Nacional de Migración”, señaló el Canciller.

En los primeros seis meses de 2019, ingresaron a México cerca de 600 mil migrantes, tanto de forma individual como en ocho caravanas organizadas desde Centroamérica, en tanto que con el Plan Migrante la cifra se redujo a 386 mil en el segundo semestre y actualmente es de 36 mil mensuales.

Pese a ello el número de rescate de migrantes pasó de a 26 mil 275 a 5 mil 924 a lo largo del año; se pusieron a disposición del ministerio público a 277 traficantes de personas; y se aseguraron 228 vehículos en que eran transportados migrantes.

Negó que México sea el muro de los Estados Unidos para impedir la llegada de migrantes a aquel país.

“No tenemos una evaluación pactada con Estados Unidos de nuestra parte hacia ellos o de ellos hacia la parte mexicana, pero sabemos que hay un buen trabajo y que hemos logrado avanzar”, afirmó el secretario.

Respecto a las críticas vertidas por Porfirio Muñoz Ledo sobre que el trato a los migrantes no es el adecuado en las estaciones migratorias, dijo que el camino para modificar las reglas de operación de esos establecimientos es la iniciativa de ley presentada por el propio legislador.

“El diputado Muñoz Ledo tiene una propuesta, ya hizo una iniciativa que presentó a la Cámara de Diputados de reforma constitucional, lo cual confirma que el actual orden legal no coincide con lo que él piensa y esa discusión se va a tener que dar en la Cámara de Diputados”, recalcó Ebrard.

Reiteró que la Guardia Nacional ha actuado cuando los migrantes en caravana han intentado ingresar en masa al país, que lo han hecho sin uso excesivo de la fuerza, que no hay recomendaciones de la Comisión de Derechos Humanos contra esa corporación, que no se han registrado heridos, y por ello no modificará su actuación en la frontera sur.

También desde Palacio Nacional, Muñoz Ledo insistió en sus críticas a la actuación del gobierno mexicano.

 

Esta nota originalmente se publicó en Excélsior

Compartir

Dejar respuesta