El coronavirus ha provocado que el gobierno de China tome medidas extremas en todos los ámbitos; los eventos deportivos no han sido la excepción.

El pasado domingo, la ciudad de Wenzhou entró en condiciones de cuarentena y se recomendó a sus habitantes quedarse en sus casas excepto para buscar tratamiento médico o condiciones similares de urgencia.

Sin embargo, algunos clubes de futbol han improvisado nuevos espacios para entrenar bajo techo o de manera individual. La selección femenina, por ejemplo, tiene amistosos programados ante Tailandia, China Taipei y Australia en febrero. En busca de evitar contagiarse y mantener el ritmo, el cuerpo técnico ha realizado entrenamientos en el hotel donde las jugadoras están concentradas.

Los clubes clasificados a la Champions League Asiática sufrieron la postergación de sus compromisos en la fase de grupos, los cuales se jugarán en abril y mayo; la organización cree que para entonces el brote ya estará controlado.

View image on TwitterView image on Twitter

En cuanto al plantel del Henan Jianye, algunos jugadores estuvieron en un vuelo donde había un infectado, por lo que fueron puestos en cuarentena de inmediato.

View image on TwitterView image on Twitter

Asimismo, varios videos se han viralizado en redes sociales donde aparecen niños jugando o entrenando en sus casas debido a que las escuelas, gimnasios y lugares públicos permanecen cerrados.

Embedded video

En lugares como Wuhan se improvisaron zonas para albergar a internos, tales como el Hongshan Stadium, que albergó los Juegos Militares en octubre de 2019 y ahora recibió 800 camas para pacientes que muestren síntomas de coronavirus.

FOTO: Reuters

 

 

Esta nota originalmente se publicó en Milenio

Compartir

Dejar respuesta