CIUDAD DE MÉXICO

Hacienda le informó ayer al IMSS que la entrega de medicamentos a hospitales será hasta marzo, y mientras tanto esa institución de salud tiene que garantizar el abasto negociando directamente con las farmacéuticas una ampliación de los contratos de 2019. La medida abarca a miles de medicamentos, incluyendo los de tratamiento contra el cáncer, insulina, penicilina ansiolíticos, preservativos, y material quirúrgico.

“La entrega de medicamentos y material de curación de la compra consolidada 2020 está prevista que pueda realizarse a partir del mes de marzo de 2020” señala el oficio que le envió la Oficial Mayor de la Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHCP), Thalía Lagunas Aragón al titular de la Dirección de Administración del IMSS, José Antonio Olivarez Godínez.

El listado de los medicamentos y material quirúrgico que acompaña al oficio al que Excélsior tuvo acceso, es de 2 mil 263 elementos, entre los que están medicamentos para tratar el cáncer como el Metrotexato y el medicamento de quimioterapia oral Temozolomida.

En el documento, Lagunas Aragón señala que dado que los medicamentos se van a distribuir hasta marzo de éste año a los hospitales, se acordó con las instituciones de salud, que éstas “lleven a cabo la ampliación de los contratos”.

La primera alternativa que le propone hacienda al IMSS es que busque con las empresas proveedoras “la ampliación de los contratos que hubieran estado vigentes en 2019, en términos de lo establecido por la Ley de Adquisiciones, Arrendamientos y Servicios al Sector Público”.

La segunda alternativa es que “las instituciones consulten con los proveedores  que resultaron adjudicados de los procesos licitatorios para la compra consolidada en el ejercicio fiscal 2020, la posibilidad de tener entrega anticipada el mes de enero”.

Y en el oficio se reitera que “en caso de haber agotado las acciones antes señaladas y existan medicamentos y materiales de curación, que no cuenten con instrumentos jurídicos para la adquisición de los mismos, las instituciones deberán llevar a cabo las acciones necesarias para garantizar la atención de la población”.

En la lista aparece también material clave para hospitales y clínicas como las jeringas para aplicar la vacuna contra la influenza, guantes quirúrgicos y material tan básico como es el alcohol.

También están medicamentos para tratar enfermedades de vías respiratorias como la Amoxicilina; el antiinflamatorio Ibuprofeno, de uso cotidiano para los especialistas en ortopedia, o la insulina, entre cientos más.

 Esta nota originalmente se publicó en Excélsior

Compartir

Dejar respuesta