Un cuerpo espacial entró a la atmósfera de la Tierra y se desintegró posteriormente alrededor de las 17:30 (hora local) de este viernes a unos kilómetros de las costas de Puerto Rico.

De acuerdo con un comunicado de la Sociedad de Astronomía del Caribe(SAC), que describe el meteorito como ‘enorme’, el objeto tenía un diámetro de al menos dos metros. Se calcula que se desintegró a una altura de entre 80 y 113 kilómetros de la superficie de la Tierra.

La bola de fuego «fue visible desde toda la isla», indican los astrónomos. Asimismo, confirman que «incluso ocasionó un sonido similar a una explosión, debido a la onda expansiva o ‘sonic boom’ que produjo al entrar a la atmósfera».

Esta nota originalmente se publicó en Vanguardia

Compartir

Dejar respuesta