James Harden no tuvo mucho que decir tras rebasar los 20,000 puntos en una victoria por paliza de Houston ante Minnesota.

«Desde luego que es un gran logro”, dijo. “Pienso en algo más grande y en objetivos más grandes, pero esto es muy bueno”.

Su compañero y viejo amigo Russell Westbrook, quien también jugó en el partido en el que Harden logró sus primeros puntos de su carrera en la NBA, fue más efusivos al comentar sobre el hito.

«Poder conseguir eso a un nivel tan alto es algo que no debemos tomar a la ligera”, dijo Westbrook. “Al crecer en Los Ángeles y verlo evolucionar durante los años es una bendición para mí como su amigo y estoy realmente feliz por él”.

Harden contabilizó 32 puntos en los primeros tres cuartos para que los Rockets de Houston vapuleasen 139-109 a los Timberwolves de Minnesota.

Houston lideró por doble dígitos durante la mayor parte del partido y lo sentenció con una potente ofensiva en el tercer cuarto, recuperándose de la amplia derrota que sufrió ante Oklahoma City la noche del jueves.

Harden, quien también recuperó 12 rebotes y repartió ocho asistencias, se convirtió en el 45to jugador en la historia de la NBA y el séptimo más joven en rebasar la barrera de los 20 mil puntos.

Se presentó al partido precisando 10 puntos y alcanzó el hito con su sello de presentación, un triple tras dar un paso atrás al promediar el segundo cuarto, cuando ya tenían completo control.

 

 Esta nota originalmente se publicó en Excélsior

Compartir

Dejar respuesta