Ciudad de México

El subsecretario del Empleo de la Secretaría del Trabajo y Previsión Social (STPS), Horacio Duarte Olivares, afirmó que la dependencia no ha abandonado a Pedro Lezama, joven oriundo de Tuxtepec, Oaxaca, quien resultó seriamente lesionado al transportar láminas al formar parte del programa Jóvenes construyendo el futuro en el ayuntamiento de esa ciudad, de la Cuenca del Papaloapan.

Durante una gira de trabajo por Toluca, el funcionario señaló que el joven es atendido en el Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS), pero la gravedad de las lesiones, han impedido que pueda ser trasladado a otra clínica donde se le pueda hacer una intervención quirúrgica.

En entrevista, Duarte Olivares refirió que “desde el primer momento hubo el traslado que se requirió, obvio tiene una explosión de la parte de viseras que se conoce y eso es una operación muy complicada y en el país hasta donde tenemos información del IMSS se han realizado una o dos con éxito”.

“Lo que tenemos de información del IMSS es que es un tema muy delicado para moverlo, no es un tema de voluntad, no es un tema de dinero, es un tema estrictamente médico y científico y vamos a estar en ello”, dijo.

El funcionario señaló que casos como el de Pedro, obligan a la Secretaría de Trabajo a vincularse más con las instituciones de salud como el IMSS, para que en caso de un accidente se tenga una respuesta inmediata.

Destacó que los jóvenes pocas veces utilizan su Seguro Social, pues “son un sector que no se enferma”. “Tienen un número muy bajo, por ejemplo, ha habido tres decesos no vinculados a la actividad, en términos de consulta han de haber ocupado el seguro 18 mil jóvenes nada más del millón, es muy bajo, no porque no se les atienda sino porque la población juvenil, no lo requiere, es un asunto biológico”, puntualizó.

LA HISTORIA

Pedro Lezama, un joven de 24 años egresado de Pedagogía, se inscribió en el programa Jóvenes Construyendo el Futuro en el ayuntamiento de San Juan Bautista Tuxtepec, Oaxaca, con el objetivo de aprender sobre el campo laboral, sin embargo, fue obligado a hacer trabajos fuera de la oficina y sufrió un accidente que lo tiene al borde de la muerte.

«El 19 de noviembre del 2019 me enviaron a realizar actividades fuera del área de trabajo, para ser especifico en el lugar donde se lleva a cabo la expoferia, está consistía en cargar láminas a un volteo y llevarlas a diferentes colonias a repartirlas.

«Con la persona encargada de la actividad venían otros chavos que también estaban apoyando (ignoro si pertenecían al programa) terminamos de cargar (sin ninguna protección) y nos llevan en la batea al igual que las láminas y montenes (perfiles estructurales), pero estas no venían amarradas ni sujetadas de nada, todos los chavos (incluyéndome) nos subimos en la batea, en el camino pasamos un tope lo que hace que yo quede prensado entre medio de cientos de láminas. Esto hizo un daño grande en mi interior, dañando órganos vitales así como arterias, páncreas y mi intestino delgado», escribió en Facebook su madre.

Esta nota originalmente se publicó en Milenio

 

Compartir

Dejar respuesta