El activista Julián LeBarón acusó que un grupo de campesinos han amenazado a sus familiares asentados en Chihuahua y que han ingresado a sus domicilios para destruir la infraestructura.

«Hay un grupo de campesinos que se ha metido a casas de mis hermanos para destruir infraestructura (…) Ellos alegan que (mis hermanos) no tienen permiso para usar el agua, pero tenemos los documentos, no hay nada más qué decir», explicó en entrevista con Azucena Uresti para Grupo Fórmula.

​LeBarón añadió que las amenazas de campesinos no están vinculadas con el ataque de la semana pasada en Bavispe, Sonora, en el que murieron tres mujeres y seis niños integrantes de su comunidad.

«No tenemos ningún elemento para vincular una cosa con la otra», afirmó

«Si fue ataque directo, no lo entendería»

Julián LeBarón dijo que no se puede descartar que fue un ataque directo contra su familia el asesinato de 9 integrantes de su comunidad la semana pasada, aunque afirmó que de ser así, no entendería las razones del mismo.

«No podemos descartar nada, pero no entendemos el motivo ¿Quién mata a tres mujeres y a seis niños? y ¿Qué es lo que quieren con eso?, no entendemos cómo eso puede servir a organizaciones criminales», comentó.

El activista agregó que aunque no conoce detalles, autoridades han comentado a la familia que ya hay avances en la investigación y que incluso ya se sabe qué grupo delincuencial lo habría cometido, por lo que pidió que se dé una solución del caso que permita entender los motivos de la agresión.

Además, acusó que los gobiernos de Chihuahua y Sonora fueron omisos tras el ataque, ya que no llegaron a la zona a pesar de que se denunció la balacera.

«Estamos acusando de complicidad por omisión o colisión a autoridades de Chihuahua y Sonora», aseveró.

 

Esta nota originalmente se publicó en Milenio

Compartir

Dejar respuesta