Mackenzie «N», la última niña que estaba desaparecida tras el ataque a la familia LeBarón, que fue emboscada y asesinada ayer en Bavispe, Sonora, apareció con vida.

El hallazgo fue confirmado por el activista de Galeana, Julián LeBaró, quien no dio más detalles.

Hasta el momento se sabe que la niña, de ocho años, es hija de Dawna, quien fue asesinada ayer, y de David Langford.

Tras horas sin descanso, LeBarón indicó que aún desconocen las acciones que sostendrá la comunidad derivado de estos hechos violentos ocurridos ayer en Bavispe, Sonora.

Ayer en entrevista con Azucena Uresti para Milenio Televisión, el activista explicó que los seis menores desaparecidos, cinco llegaron ayer por sus medios al rancho La Mora, uno de ellos con una lesión en la mejilla; hoy durante la madrugada, apareció la última menor.
«Seis (niños) se fueron caminando hasta su casa… tengo entendido que el secretario de seguridad Durazo está mandando un helicóptero con luces para buscar a la niña. No saben si está viva, pero no está aquí ni en el rancho», declaró.
El activista describió cómo encontró los cuerpos de sus familiares y afirmó que este ataque no fue directo, sino producto de la pelea que tienen los cárteles del narcotráfico de la zona.
«Yo mismo vi los cuerpos, la niña como de 6 años está completamente en pedazos. Vi a una señora quedó al volante, una niña está en pedazos de tanto balazo, otra señora quedó boca abajo; la bebé de pecho estaba viva yo mismo la encontré», contó.

«Esto no fue contra nosotros, fue un error, un fuego cruzado, no sabemos la causa… Son mujeres y niños inocentemente que van en un camino que transitan muchísimos, que iban a ver a familiares. Es terrible», expresó.

«Hay conflictos de Sonora y Chihuahua, que no pueden llevar gasolina o insumos, pero van por el mandado, tenemos que hacer algo contra inseguridad. Este mensaje es para millones de mexicanos algo tenemos que hacer», agregó.

Esta nota originalmente se publicó en Milenio

Compartir

Dejar respuesta