Luego de cinco generaciones de pertenecer a una de las familias que por más de 100 años han mantenido con vida la tradición de los puestos de periódicos en el Centro Histórico del país, Fabián González, economista de profesión, supo que adoptar medios digitales de pagos como el Cobro Digital (CoDi), desarrollado por el Banco de México (Banxico) y operado por 36 instituciones financieras en todo el país, es la única forma de que su puesto trascienda.

Fabián atiende el puesto de periódicos desde hace 38 años en la esquina de 16 de Septiembre y Plaza de la Constitución. El changarro es herencia familiar de su abuela y el lugar que lo ha visto crecer, pero ahora también es pionero en aceptar los pagos por medio de códigos QR.

El pasado 30 de septiembre, cuando inició operaciones el CoDi, Fabián lo adoptó como nueva forma de pago alternativa al efectivo.

El CoDi ha operado por más de una semana y ya se puede encontrar en misceláneas del primer cuadro de la ciudad, además de este puesto de revistas y hasta un bolero sobre avenida Juárez.

El Banco de México transformó al Centro de Ciudad de México en la Zona CoDi, la cual comprende el cuadrante que conforma Correo Mayor, Donceles, avenida Reforma hasta Balderas, y Fray Servando Teresa de Mier.

Con esto, Banxico busca que los bancos participantes del piloto comiencen sus estrategias de enrolamiento de comercios y usuarios aprendan a operar el sistema.

Es por esto que el banco central y otros organismos públicos, como la Secretaría de Hacienda, el Servicio de Administración Tributaria y la Secretaría de Relaciones Exteriores, se aprovecharán para  que el personal de estas entidades puede ser potencial comprador en los comercios de la zona, dada la ubicación de sus sedes centrales en el primer cuadro.

“Me parece muy bien, es una es una buena forma, actual y segura, sobre todo para ya no tener tanto efectivo en la cartera. Es actualizarnos como los demás países utilizando este tipo de servicios eléctricos y sobre todo la rapidez. Es muy viable en el sentido de que no hay error, solo abres la aplicación, le tomas una foto al código y haces la transferencia en cinco segundos”, explicó Fabián.

Además de que reconoce que al pasar de los años ha bajado de forma considerable la venta de periódicos y revistas; sin embargo, estas familias que mantienen vivos los tradicionales puestos de periódicos, por lo que siguen buscando otras áreas para aumentar las ventas, como revistas de nichos, como lo son la de coleccionistas o especializadas, dulces, aguas y hasta cigarros, que también se pueden cobrar por este medio.

El CoDi es una plataforma para realizar cobros y pagos de manera inmediata a través del Sistema de Pagos Electrónicos Interbancarios (SPEI), en la que se pueden realizar transferencias de hasta 8 mil pesos sin ninguna comisión.

Abarrotes de Cuba en la calle República de Cuba también es otro de los comercios que se aventaron a recibir esta nueva forma de pago, Patricia Juárez tiene un año desde que emprendió en una tiendita y el principal beneficio que ve en tener el sistema de CoDi en su negocio es que manejará menos dinero en efectivo para poder cobrar.

“Tengo 10 días aceptando pagos de servicios por medio de la terminal y esta semana con CoDi, esperamos que las utilicemos por un largo tiempo porque nos ofrece beneficios como no tener dinero aquí en la tienda porque se puede cobrar por vía bancaria, además tengo un registro de las ventas, que antes difícilmente lo hacía”, mencionó.

Beneficios

De acuerdo con Creze, empresa mexicana de servicios financieros que usa la tecnología para facilitar y hacer más eficiente el proceso de evaluación y gestión de riesgos de créditos a corto plazo para pequeñas y medianas empresas mexicanas, CoDi traerá varios cambios y beneficios para las Pyme.

Anticipó que esta plataforma puede incrementar las ventas de los negocios, así como evitar el problema de los cargos no reconocidos y las comisiones por usar una terminal en el punto venta. Además señala la empresa, al reducir la cantidad de dinero en efectivo los pequeños comercios son menos propensos a algún robo.

“Ahora cualquier negocio, sin importar su tamaño, puede ofrecer un pago digital. Con CoDi el pago será tan sencillo como enviar un mensaje por el celular y que el cliente autorice el pago por la misma vía, tan solo en segundos y con solo escanear el código QR donde vendrá la información del empresario, sin utilizar tarjetas ni efectivo”, explicó.

Para lograr los puntos anteriores, las Pyme deberán habilitar por medio de los bancos o por cuenta propia alguno de los programas informáticos en sus dispositivos móviles para la generación o recepción de mensajes de cobro, que deberá incluir: monto, concepto de pago, referencia numérica y tiempo de vigencia.

 

 

 

Esta nota originalmente se publicó en Milenio

Compartir

Dejar respuesta