GUADALAJARA, Jal. (apro).- Martha Álvarez-Ugena Pedrós, madre de María Fernanda Peña, quien perdió la vida junto con su esposo Alejandro Castro, tras ser impactados por el auto que conducía el futbolista Joao Maleck Robles, dijo que recabaron pruebas que demostrarían que el deportista iba alcoholizado y a exceso de velocidad, al momento del accidente.

El pasado 28 de junio, el juez de control y oralidad, Juan José Rodríguez Velarde, vinculó a proceso al futbolista por daño a las cosas y homicidio culposo, pero sus abogados consiguieron quitar las agravantes de exceso de velocidad y el manejar en estado de ebriedad.

En un comunicado, la afectada refirió que, junto con la fiscalía del Estado, ya presentaron elementos que prueban que Joao Maleck sí cometió homicidio culposo grave -con ello no tendría derecho a libertad bajo caución-, y que esperan sean valorados por Tribunal dentro de la audiencia de juicio oral.

“Confiamos en que los jueces encargados valorarán todas estas pruebas (…), además de los testigos que han declarado para dictar una sentencia justa en la cual pague el crimen cometido”, señaló Martha Álvarez-Ugena.

“Seguiremos peleando hasta el final, porque esto no es una cuestión de dinero, como la defensa lo ha querido hacer ver. Esta lucha es una cuestión de Fe, de Fe en Dios, de Fe en las personas, de Fe en las Instituciones y de que en nuestro sistema Penal podemos obtener justicia las víctimas, a pesar de que siempre habrá delincuentes con dinero e influencias”, refirió en el documento.

La pareja de recién casados perdió la vida, el 26 junio anterior, en la colonia Residencial Moctezuma, en Zapopan, cuando se dirigían a arreglarse para disfrutar la fiesta de boda, ya que la noche anterior habían contraído matrimonio por la Iglesia. El Aveo en que viajaban fue impactado por el auto deportivo que conducía el futbolista Joao Maleck.

Esta nota originalmente se publicó en Proceso

Compartir

Dejar respuesta