La principal asociación de víctimas del genocidio en la ciudad bosnia de Srebrenica en 1995 anunció ayer que pedirá la retirada del Nobel de Literatura a Peter Handke, al acusarle de defender a responsables de crímenes de guerra.

Munira Subasic, presidenta de la asociación “Madres de Srebrenica”, declaró al portal bosnio Klix que la petición será cursada al Comité Nobel.

“Estamos muy afectados como víctimas. ¿Cómo puede obtener el premio Nobel alguien que defiende a los criminales y, sobre todo, a quienes cometieron el genocidio?”, dijo.

En Srebrenica milicias serbobosnias asesinaron en 1995 a 8 mil hombres musulmanes durante la guerra en Bosnia, un acto que la Justicia internacional ha calificado de genocidio.

Sefik Dzaferovic, miembro musulmán de la Presidencia tripartita bosnia, también consideró una vergüenza premiar a Handke.

“Es vergonzoso que el Comité Nobel pase por alto el hecho de que Handke justificase y defendiese a Slobodan Milosevic y sus ejecutores Radovan Karadzic y Ratko Mladic, quienes fueron condenados por los crímenes de guerra más graves, incluido el genocidio”, dijo Dzaferovic.

También el presidente de Kosovo, Hashim Thaci, ha criticado la concesión del premio a Handke.

“El genocidio en Bosnia-Herzegovina tuvo un autor. Handke optó por apoyar y defender a esos autores. La decisión acerca del Premio Nobel ha traído inmensa pena a las innumerables víctimas”, escribió Thaci en Twitter.

El primer ministro de Albania, Edi Rama, escribió en la misma red social: “Nunca pensé que sentiría ganas de vomitar por un premio Nobel, pero la desvergüenza se está convirtiendo en parte normal del mundo en el que vivimos. ¡NO, no podemos ser tan insensibles con el racismo y el genocidio!”, agregó.

Esta nota originalmente se publicó en Milenio

Compartir

Dejar respuesta