El presidente Andrés Manuel López Obrador dijo que ya hay comunicación con el gobierno de Estados Unidos para gestionar que el dinero y bienes confiscados a Joaquín Guzmán Loera El Chapo sean regresados a México.

«Ya se está atendiendo en particular lo de este caso, de Guzmán Loera, el que se tenga primero el inventario de bienes, con pruebas reales porque se habla mucho de la riqueza de Guzmán Loera y de otros personajes, pero se tiene que contar con las pruebas.

«Es una instrucción que tiene el secretario de Relaciones Exteriores y ya se han establecido platicas, comunicación, con autoridades del gobierno de Estados Unidos en este aspecto», explicó.

Durante su conferencia mañanera, consideró necesario tener elementos para saber si el abogado de Guzmán Loera está autorizado para comprometerse a que los bienes incautados sean destinados a las comunidades indígenas del país.

«Sea mucha o sea poca la fortuna, se va a gestionar que se regrese al país (…) hay que tener elementos para saber si el abogado que lo dio a conocer (que quiere dar su dinero a los indígenas) está autorizado para hacer ese compromiso», comentó.

López Obrador aseguró tener información de que la fortuna de El Chapo «no era como para estar en la lista de los 10 mexicanos más ricos del mundo».

Esta nota originalmente se publicó en Milenio

Compartir

Dejar respuesta