La Coordinación Estatal de Protección Civil, recordó a las víctimas de los sismos de 1985 y 2017, en donde se puso de manifiesto que este tipo de eventos generaron tener mayores acciones preventivas en caso de que se presenten contingencias.

El titular de esta instancia, Heliodoro Díaz Escárraga, señaló que la entidad cuenta con el Sistema de Alertamiento Sísmico de Oaxaca (SASO), el cual brinda una señal que permite desalojar edificios en caso de un terremoto superior a los 5.5 grados, sistema que apoya a varias entidades.

Además, el gobierno estatal tiene ya Fondo Estatal de Desastres, para la atención de cualquier tipo de fenómenos de este tipo, el cual sirve para completar a los recursos federales, identifica los riesgos, apoya con diversas acciones a través de procedimientos para atender causas estructurales de los desastres.

Destacó que se tiene un compromiso imperante para atender este tipo de fenómenos, además del respaldo del gobierno de Andrés Manuel López Obrador, con lo cual se fortalecen las medidas de atención.

 

Compartir

Dejar respuesta