La tenista Bianca Andreescu, prodigio canadiense de 19 años, se proclamó campeona este sábado del US Open al derrotar a la favorita Serena Williams.

Andreescu, 15º sembrada en este torneo en el que debutó y primera jugadora de su país en llevarse un torneo mayor, se impuso con parciales de 6-3, 7-5 en 1 hora y 40 minutos.

La canadiense llegó a la final invicta (7-0) ante jugadoras top 10 y Serena Williams no pudo cambiar eso.

«Sé que querían que ganara Serena, lo siento», dijo al final Andreescu a la tribuna, que le respondió con un aplauso efusivo.

 

Esta nota originalmente se publicó en Excélsior

Compartir

Dejar respuesta