La escritora Toni Morrison (Lorain, Ohio, 1931), quien en 1993 obtuvo el Premio Nobel de Literatura y se caracterizó por su lucha contra la discriminación racial, murió el pasado lunes a los 88 años de edad, tras una enfermedad, informaron sus familiares.

La agencia de noticias Associated Press destacó que la autora de Amado y Canción de Salomón fue la primera afroamericana en recibir dicho galardón, ya que la academia sueca fundamentó su decisión en que con «su arte narrativo impregnado de fuerza visionaria y poesía ofrece una pintura viva de un aspecto esencial de la realidad norteamericana».

Bautizada como Chloe Anthony Wofford, se graduó en filología inglesa y trabajó como editora de Random House en Nueva York, donde publicó su primera novela y creó su nuevo nombre recuperando su apodo familiar y el apellido de casada: Toni Morrison.

Es considerada como una escritora con obras que transformaron las letras estadounidenses, al dramatizar la búsqueda de la libertad dentro de los límites de la raza.

El editor Alfred A. Knopf anunció la muerte de la autora en el Centro Médico Montefiore en Nueva York: la familia de Morrison emitió un comunicado diciendo que murió después de una breve enfermedad.

La escritora tenía casi 40 años cuando publicó su primera novela, The Bluest Eye, y después de seis novelas, cuando tenía 60, se convirtió en la primera mujer afroamericana en recibir el Premio Nobel de Literatura.

Obtuvo también el Premio Nacional de la Crítica a La canción de Salomón, en 1977; el Pulitzer a Beloved, en 1987; y fue miembro de la Academia Americana de las Artes y las Letras y del Consejo Nacional de las Artes.

OJOS AZULES, 1970

“Morrison exhibe la fotografía negativa de Dick y Jane y Mamá Papá Perro Gato que aparece en nuestros manuales de lectura, y lo hace con una prosa tan precisa, tan fiel al habla, ay, tan cargada de dolor y asombro, que la novela se convierte en poesía… Pero Ojos azules también es historia,  sociología, folclor, pesadilla y música… la tristeza enojada de Morrison sobrecoge”: John Leonard, crítico de cultura.

SULA, 1973

“Supongo que es posible hablar de Sula como una alegoría, sobre personas tan paralizadas por los horrores del pasado y las exigencias de simplemente permanecer vivos que son incapaces de aceptar las posibilidades de la libertad hasta que el momento ha quedado atrás. Pero la novela de Toni Morrison es demasiado vital y rica para confinarse a esos límites. Sus personajes extravagantemente hermosos y condenados están atrapados en un mundo donde la esperanza en el futuro es un bien extraño y, sin embargo, están enormemente, dolorosamente vivos. Y este libro sobre ellos —sobre cómo su belleza se ha drenado de nuevo y congelado— es un aullido de amor y rabia, juguetón y divertido así como difícil y amargo”: Christopher Lehmann-Haupt, crítico literario.

LA CANCIÓN DE SALOMÓN ,1977

“La canción de Salomón de  Toni Morrison pertenece a un pequeño grupo de libros especiales que es un privilegio reseñar. Puede que torpemente se le aplauda como una ‘novela negra’ o una ‘novela de mujeres’ o una ‘importante nueva novela escrita por una mujer negra’. Es más cercana en estilo y espíritu a Cien años de soledad y a La mujer guerrera. Con historia, lenguaje y mito construye música. Simplemente despega”: John Leonard.

LA ISLA DE LOS CABALLEROS, 1981

John Irving escribió: “Lo que es tan poderoso y sutil de la presentación que hace Morrison de la tensión entre blancos y negros es que la transmite casi por completo a través de las sospechas y prejuicios de sus personajes negros… Como cualquier escritor ambicioso, no tiene miedo de emplear estos estereotipos: aprovecha la cualidad representativa de sus personajes sin vergüenza y después procede a convertirlos también en individuos”.

BELOVED, 1987

Margaret Atwood escribió: “Beloved es la quinta novela de Toni Morrison y un triunfo más. En efecto, la versatilidad de Morrison y su rango técnico y emocional parecen no conocer límites. Si había dudas sobre su estatura como una ilustre novelista estadounidense de su generación o de cualquier otra, Beloved las despejará. En tres palabras, pone los pelos de punta”.

JAZZ, 1992

En su reseña, Edna O’Brien escribió: “En agudas y compasivas estampas, tomadas de distintos episodios de su vida, la autora retrata a personas que están juntas simplemente porque fueron decepcionadas juntas, personas engañadas por un tiempo para creer que la vida les serviría, sin poder alguno para cambiar su destino… estas son personas que fueron cautivadas y luego desencantadas por ‘la música del mundo’”.

LA NOCHE DE LOS NIÑOS, 2015

“Uno de los grandes temas que atraviesa la obra de Toni Morrison, como una melodía encantada, es el control que el pasado ejerce sobre el presente. En términos históricos más amplios, sus personajes batallan con el horror de la esclavitud y los ecos de su legado. En términos personales,  es una herida emocional o una pérdida —y el miedo a sufrir dicho dolor otra vez— el que impide a sus hombres y mujeres, volviéndolos recelosos del mismo amor e intimidad que podría curarlos y completarlos. En La noche de los niños, los dos protagonistas (y algunos del elenco secundario también) sufrieron daño terrible en la niñez”: Michiko Kakutani, crítica literaria.

 

Con información de The New York Times y Notimex

 

Esta nota originalmente se publicó en Excélsior

Compartir

Dejar respuesta