Por segunda ocasión, Bank of America estimó que la economía mexicanaentrará en recesión técnica ante el bajo crecimiento que se ha observado durante la administración del presidente Andrés Manuel López Obrador.

En un estudio, la firma estimó que el Producto Interno Bruto del país caerá 0.4% en el segundo trimestre del año, con lo que el país acumulará dos trimestres con caída en la actividad económica.

Esta es la segunda ocasión en que Bank America advierte de una recesión en la economía mexicana. En junio pasado, explicó que ante la amenaza de aplicar aranceles a productos mexicanos por parte del presidente de Estados Unidos Donald Trump, se tendría un desempeño negativo, luego de que en el primer trimestre del año la economía del país se contrajo 0.2%.

La firma recordó que el país no está en una recesión económica desde finales de los años 90 con la crisis del llamado «efecto tequila». En tanto, recordó que en los últimos meses, el indicador de PIB mensual, el Indicador Global de la Actividad Económica (IGAE), se ha reducido lo que eventualmente ha ocurrido en episodios de recesión previos en México.

“Aunque el sector industrial ha estado dentro y fuera del territorio de contracción desde 2017 y las cifras mensuales más recientes ya mostraron que los servicios se contrajeron al margen en abril, los datos hasta ahora en el segundo trimestre son débiles, pero no todos se están contrayendo con respecto al primer trimestre”, dijo.

Bank of America resaltó que las exportaciones crecen apenas 2.2%, mientras que las importaciones caen 0.2%, al igual que el consumo con una baja de 0.3%

“Pero la inversión y el gasto público se están contrayendo 1% y 5.9%, respectivamente. Para obtener estas tasas de crecimiento, calculamos el promedio de todos los datos disponibles en el segundo trimestre y lo comparamos con el promedio de los datos del primer trimestre, utilizando datos reales ya ajustados estacionalmente. Así que el jurado aún está deliberando sobre si el segundo trimestre se contraerá o no”, explicó.

La firma agregó que si México entra en una recesión técnica, entonces habrá titulares en medios que presionarán al presidente Andrés Manuel López Obrador a reaccionar.

“Puede aumentar los gastos del gobierno, aunque los ingresos más bajos pueden impedirle hacerlo, o arriesgar la reacción de las agencias de calificación. Este último puede reaccionar ante una recesión técnica degradando a México, en particular a Moody’s, que tiene una calificación soberana alta con respecto a las otras agencias, pero ya con una perspectiva negativa”, añadió.

Esta nota originalmente se publicó en El Universal 

Compartir

Dejar respuesta